Logo La República

Lunes, 19 de noviembre de 2018



BLOOMBERG


Precios de alimentos podrían rebotar

Redacción La República [email protected] | Martes 12 abril, 2011



Precios de alimentos podrían rebotar

Los precios mundiales de los alimentos, que el mes pasado habían bajado tras alcanzar un nivel récord, podrían rebotar, dijo Naciones Unidas, luego de que los cereales sufrieran un aumento debido a informes de que las existencias se están reduciendo.
Un índice de 55 productos primarios alimenticios bajó 3% de un máximo histórico de 236,8 puntos en febrero a 229,8 puntos, informó online ayer la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO). Fue el primer descenso desde junio y se produjo cuando el trigo bajó 6,6% y el maíz 5,2% en las operaciones de Chicago el mes pasado.
Desde entonces, los precios se han recuperado debido a que las existencias estadounidenses de maíz cayeron a su nivel más bajo desde 2007 y las de soja al menor nivel desde 2003. Los aumentos de los alimentos contribuyeron a los disturbios que se registraron en todo el norte de África y Oriente Medio y determinaron el derrocamiento de los presidentes de Egipto y Túnez y están impulsando la inflación, lo que ha llevado a los bancos centrales a evaluar subir las tasas de interés para desacelerar el crecimiento.
“Es posible que veamos que los precios rebotan y retoman la tendencia ascendente”, dijo hoy Concepción Calpe, economista de la FAO, en una entrevista telefónica. “La demanda de alimentos, forraje y biocombustibles es muy fuerte y el aumento de la producción podría no bastar para llevar las existencias a niveles seguros”.
El maíz ha aumentado a más del doble en los últimos doce meses, ante la preocupación de que una mayor siembra en los EE.UU., el mayor productor del mundo, no sea suficiente para reponer las existencias globales. Las reservas estadounidenses de maíz a comienzos de marzo bajaron a 6.520 millones de bushels, el nivel más bajo para esa fecha en cuatro años, informó el Departamento de Agricultura el mes pasado.
La situación del maíz “es la más preocupante”, dijo Calpe.
El trigo aumentó 68% en los últimos doce meses y la soja trepó 45% debido a que las inundaciones en Canadá, China y Australia y las sequías en Rusia y Europa arruinaron las cosechas. China ahora lucha contra un aumento de las plagas en las regiones donde se cultiva trigo mientras que la situación de los cultivos estadounidenses se considera la peor desde 2002.
“El año pasado teníamos existencias mucho más grandes de todo. Ahora tenemos stocks mucho más bajos y no hay indicios de racionamiento por el lado de la demanda”, dijo Abdolreza Abbassian, economista de la FAO, antes del informe. “Vamos a ver más volatilidad, y no menos, en los precios”.