Enviar
Transferencias sociales la mitigaron, aduce Cepal
Pobreza pudo ser del 28% este año
Crisis generaría unos 9 millones más de pobres en América Latina y el Caribe

La pobreza en Costa Rica habría sido diez puntos más alta de no haber sido por los programas de corte social que se implementaron.
En Costa Rica hay 935 mil personas pobres lo que representó este año un 18% de la población, mientras que la extrema fue del 4,2%.
El hecho de que no fuera más severa es el resultado de la ampliación de la cobertura del seguro social, y un gasto social general relativamente alto con efectos redistributivos, dijo a LA REPUBLICA, Hugo Beteta, director de la Sede Subregional de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) en México.
La organización dio a conocer ayer el informe Panorama Social de América Latina 2009, en donde plantea que la actual crisis financiera que afecta al mundo provocará que 9 millones de personas caigan en situación de pobreza en la región durante 2009.
La pobreza en la región aumentaría un 1,1% este año y la indigencia un 0,8%, en relación con 2008.
De esta forma, las personas en situación de pobreza pasarán de 180 millones a 189 millones en 2009 (34,1% de la población), mientras que las personas en situación de indigencia aumentarían de 71 millones a 76 millones (13,7%).
La exposición a la pobreza de las mujeres es más alta que la de los hombres en todos los países de la región.
Otro tema que ayudó a contener la pobreza este año en Costa Rica fueron los niveles de desigualdad menores que presenta en relación con otros países de la zona, dijo Beteta.
Costa Rica —de acuerdo con el informe— es el país con el más bajo nivel de pobreza extrema después de Uruguay y Chile.
Dado el problema de la mayor exposición a la pobreza de las mujeres y los niños, “nos parece importante aplic
ar políticas de largo plazo para esos grupos, y Costa Rica en este campo también tiene tareas por hacer”, comentó en ese sentido el experto.
Entre ellas fortalecer el esquema de transferencias, pensiones, becas que es también un mensaje al resto de las economías de la región.
Otra de las tareas pendientes consiste en hacer crecer la economía teniendo el ojo puesto en los balances fiscales que han caído este año un 9%, y generando un déficit fiscal equivalente al 3,8% del Producto Interno Bruto, adujo.
Costa Rica ha combatido las presiones inflacionarias y vemos con optimismo la ronda de negociación para complementar el tratado con China y generar una ventana interesante para el país. Probablemente ayudará a recuperar la inversión y a reducir la pobreza”, dijo Beteta.

Wilmer Murillo
[email protected]


Ver comentarios