Enviar
Obra se desarrollará mediante figura de fideicomiso

Planta térmica Garabito obtiene $360 millones

• Construcción de proyecto de 200 megavatios arrancaría el próximo año

Danny Canales
[email protected]

La construcción de la planta térmica Garabito obtuvo $360 millones.
El proyecto será desarrollado por el Banco de Costa Rica (BCR) mediante la figura de fideicomiso.
Con ese modelo la entidad estatal puede buscar recursos en bancos privados para hacer la obra o mediante la colocación de bonos.
Este último paso fue el que escogió el BCR y donde captó los $360 millones, dijo Mauricio Moreno, asesor del Instituto Costarricense de Electricidad.
Garabito se construirá en San Isidro de Montes de Oro, en Puntarenas.
La planta tendrá capacidad de producir 200 megavatios. Precisamente ese es el faltante de energía que registra el país.
La construcción se iniciaría el próximo año y se estima que estará operando para hacer frente al verano de 2010.
Una planta térmica es la que opera a partir de combustibles fósiles. Su ventaja es que se construye más rápido.
No obstante tiene el gran defecto de que el proceso de producción es muy caro por usar derivados del crudo.
Mientras un kilovatio de energía térmica cuesta hasta $0,47, en una planta hidroeléctrica sale en $0,07.
A pesar del alto costo Pedro Pablo Quirós, presidente del ICE, justificó que es de gran importancia pues permitirá sacar de operación las viejas plantas térmicas, que tienen un alto consumo de combustibles.
Además dijo que la producción de energía a base de derivados del crudo es importante para satisfacer las horas pico, aunque se cuente con suficiente energía producida con recursos renovables.
La construcción de Garabito estará a cargo de la firma Ingenieros Consultores GIP Limitada. La contratación la realizó el BCR.
La figura de fideicomiso se empleó además en la construcción de las plantas hidroeléctricas Peñas Blancas y Cariblanco.
Para pagar la obra, el Banco le alquila el proyecto al ICE por un lapso de 12 años. Luego este quedará en manos de Instituto.
El plan térmico Garabito sufre casi dos años y medio de atraso, debido a que se han gestionado tres concursos para su construcción.
Los dos primeros fracasaron por diferencias entre las empresas y el ICE.
Ver comentarios