Enviar
Piden a Al Asad abandonar Siria

La secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, pidió ayer en Estambul al presidente sirio, Bachar Al Asad, que traspase el poder y abandone el país.
También reclamó al Gobierno sirio que “aplique los seis puntos del Plan Annan, empezando por el alto de fuego”.
Clinton hizo estas declaraciones en una rueda de prensa, al relatar los resultados de una reunión celebrada anoche entre 14 ministros para analizar medidas para una “transición pos-Asad” en Siria.
La jefa de la política exterior de EEUU enumeró tres pasos fundamentales para acabar con el conflicto: “El Gobierno sirio debe aplicar el Plan Annan, Al Asad debe traspasar el poder y abandonar Siria y debe haber negociaciones para un Gobierno de transición que debe dar lugar a una Siria democrática y bajo control civil”.
“Mucha gente en Siria aún apoya el régimen de Asad, porque temen el cambio. Tenemos que convencerlos, mostrando que nosotros apoyamos una Siria que incluye a todos”, pidió Clinton.
“Al Asad y su régimen deben ceder; para conseguir estamos dispuestos a trabajar con cualquier país”, anunció Clinton, en alusión a la pregunta de si Irán podría participar en las próximas consultas.
“También tenemos que trabajar más con la oposición siria; ellos tienen tareas pendientes. Turquía y Estados Unidos han estado trabajando con la oposición, pero tenemos que hacer más para ayudar y coordinar”, insistió.
En tanto, los observadores de la ONU desplegados en Siria no pudieron acceder a la aldea de Al Qubeir para evaluar la masacre cometida allí el miércoles, en la que murieron varias decenas de personas y que llevó a la oposición a convocar dos jornadas de luto.
El jefe de la misión, el general Robert Mood, en un comunicado de prensa afirmó que el Ejército sirio les impidió llegar a la zona de la matanza, de la que los grupos opositores acusaron a las fuerzas del régimen.
Mood explicó que los observadores fueron bloqueados en varios puestos de control del Ejército y también por grupos de civiles y de opositores.

Estambul/Damasco/EFE
Ver comentarios