Petróleo no OPEP superará crecimiento de la demanda en 2018
Estados Unidos, Brasil y Canadá y otros productores no pertenecientes a la OPEP aumentarán la producción durante 2018. Bloomberg/La República
Enviar

Los nuevos suministros de petróleo de productores no pertenecientes a la OPEP serán más que suficientes para satisfacer el crecimiento de la demanda el año próximo, ha dicho la Agencia Internacional de la Energía (AIE) en su primer pronóstico para 2018, una señal de que el cartel podría tener que ampliar los recortes a la producción.

Estados Unidos, Brasil, Canadá y otros productores no pertenecientes a la Organización de Países Exportadores de Petróleo aumentarán la producción durante 2018 en el mayor nivel de los últimos cuatro años, informó la AIE.

Por lo tanto, aunque los recortes deberían reducir el exceso de inventarios de petróleo a unos niveles promedio para finales de la próxima primavera boreal, la demanda de crudo de la OPEP no será lo suficientemente alta para que el grupo pueda eliminar las restricciones sin que vuelvan a aumentar las existencias.

"Nuestra primera perspectiva para 2018 es una lección seria para aquellos productores que quieren limitar el suministro", dijo la AIE, con sede en París, que asesora a la mayoría de las principales economías del mundo en materia de política energética.

Los precios del petróleo han caído un 14% en Nueva York este año, ya que las expectativas de que la OPEP y socios como Rusia acaben con un superávit de tres años han dado paso a la preocupación de que los recortes no son lo suficientemente profundos y que las perforadoras de shale estadounidenses cubrirán cualquier déficit.

El crecimiento de la demanda mundial de petróleo se acelerará el próximo año a 1,4 millones de barriles diarios, o un 1,5%, impulsado por la expansión económica en China y la India. La demanda superará los 100 millones de barriles diarios por primera vez en el cuarto trimestre de 2018.

Aun así, los suministros fuera de la OPEP crecerán aún más rápido, en casi 1,5 millones de barriles diarios, con aproximadamente la mitad de la expansión procedente de la producción de crudo estadounidense.

Las perforadoras de shale del país, que provocaron inicialmente la sobreoferta que la OPEP está tratando de contener, han mejorado su eficiencia durante la caída de tres años del mercado petrolero.

La última vez que el crecimiento de la oferta fuera de la OPEP superó el aumento de la demanda fue en 2014, cuando los precios del petróleo se desplomaron un 46%.

Ver comentarios