Logo La República

Martes, 19 de febrero de 2019



GLOBAL


Perú revocó autorización a firma minera

Redacción La República [email protected] | Lunes 13 diciembre, 2010



Perú revocó autorización a firma minera

El Gobierno peruano revocó ayer la autorización de exploración que otorgó a la empresa Chancadora Centauro, que buscaba oro en la región Ancash, después de que diversos gremios y agrupaciones civiles desataron violentas protestas en esa zona andina.
Una resolución del Ministerio de Energía y Minas, publicada en el diario oficial El Peruano, resolvió dejar sin efecto la constancia de aprobación del reglamento ambiental para el proyecto Huambo, que la empresa desarrollaba desde octubre pasado en el distrito de Catac, provincia de Recuay.
Pedro Sánchez, el ministro de Energía y Minas, explicó a la emisora RPP que la revocatoria procedió porque ayer la empresa Chancadora Centauro comunicó a su despacho que había tomado la decisión de suspender indefinidamente sus actividades de exploración en la zona.
Sánchez agregó que la empresa ya retiró a su personal y equipos de Huambo y que si otra minera desea volver a ese proyecto tiene que pedir nuevamente la autorización ante su ministerio.
La comunidad campesina de Huambo, en cuyo territorio se estaban realizando las labores de exploración minera, dio inicio a las protestas el pasado lunes por la probable contaminación de la laguna de Conococha y los ríos afluentes.
Los dirigentes campesinos convocaron a un paro indefinido, al cual se fueron sumando otras organizaciones sindicales y campesinas de toda la región.
Sin embargo, las protestas alcanzaron altos niveles de violencia desde el inicio, pues en el primer día hubo un enfrentamiento con la policía que dejó un campesino muerto, el cual fue enterrado ayer en Catac.
Toda la región de Ancash, al norte de Lima, estaba hasta ayer paralizada por sexto día pero en la víspera sufrió saqueos en los mercados y destrozos en edificios públicos y privados.
Como siempre hay una agitación que aprovecha la falta de información para enardecer políticamente a algunos sectores, comentó Alan García, presidente peruano.
“Esto es propio de todas las elecciones que se realizan en nuestro país”, agregó el mandatario en alusión a los comicios presidenciales y legislativos de abril próximo.
El jefe de Estado remarcó que la empresa sólo tenía licencia de exploración y criticó que los manifestantes exigieran un diálogo con el gobierno en el que pedían expresamente la salida de la minera.
Para engreimientos, ya fue suficiente, apuntó García en diálogo con periodistas desde Palacio de Gobierno.
Carlos Milla, presidente de la Federación Agraria de Ancash, uno de los gremios que respaldaba la protesta, comentó a RPP que la revocatoria del permiso de exploración es un paso muy grande que está dando el Gobierno y la sociedad en conjunto con la región Ancash.
Fernando Gala, viceministro de Minas, participó ayer en una consulta con las bases que convocaron al paro en esa región para levantar definitivamente las medidas de fuerza.
La minería es la principal actividad económica de Perú, pero los proyectos de oro, cobre y plata principalmente se suelen encontrar con la oposición de las comunidades campesinas e indígenas, que residen en los territorios a explorar, y que se resisten a dar su permiso por la contaminación en sus tierras y fuentes de agua.

Lima / EFE