Paolo salvó la tarde
Ronny Fernández fue la mejor figura de Carmelita, sobre todo tras detenerle el penal a Randall Brenes. Al final no pudo evitar el empate. www.imagenesencostarica.com/La República
Enviar

Paolo salvó la tarde

Cuando la esperanza era lo único que quedaba, la resignación de perder en casa se había asumido y Carmelita disfrutaba de tres puntos, apareció Paolo Jiménez para cambiar la historia y evitar la derrota de Cartaginés.

201310062343040.a44.jpg
Y es que todo estaba determinado para que los verdolagas celebraran la victoria, desde el minuto 21 estaban arriba en el marcador, su portero le había detenido un penal a Randall Brenes y ya se jugaba tiempo de reposición.

Pero hubo una falta frente al área, tiro libre directo. Paolo Jiménez se paró frente al balón, lo acomodó como diez veces, tomó aire, alistó, apuntó y remató… el balón pasó por encima de la barrera, Ronny le hizo la vista y gol, 1 a 1, minuto 91.
Y eso no fue todo, ya que un minuto más tarde casi se roban la victoria, en una acción personal de Pablo Herrera, quien tras sacar al portero envió un centro, todos la querían, pero nadie la tocó, al final se fue, como agua entre los dedos, el 2 a 1.
Y los brumosos tuvieron que trabajar extra, ya que en una descolgada por la derecha, vino el centro y apareció Fabricio Chavarría, quien en doble acción y casi en el suelo, remató para vencer a Luis Torres.
El partido fue abierto, porque en medio de la presión de los locales, Carmelita tuvo sus alternativas para aumentar el marcador, gracias a acciones de contragolpe, que por poco les generan un gol más.
Randal Brenes desde los 11 metros tuvo el empate, le dio con potencia, pero mejor fue la atrapada de Fernández, quien en la mejor acción del partido le detuvo el penal.
Pero no alcanzó, quedaba el suspiro de Jiménez, quien le dio vida a Cartaginés.

Cristian Williams
[email protected]


Ver comentarios