País no avanza en dominio del inglés
Las políticas educativas no están enfocadas en la parte más importante de nuestra economía, explicó Roberto Biasetti, gerente país de Education First. Esteban Monge /La República
Enviar

Educación

País no avanza en dominio del inglés

Ritmo de progreso es muy lento

La mayoría de los costarricenses no es capaz de sostener una conversación fluida en inglés. La deficiencia los pone en desventaja para conseguir un empleo, viajar a otros países, y abrir un negocio propio.

201401232201240.pag22.jpg
El país no avanza en el dominio del idioma anglosajón; por el contrario se encuentra estancado sin mostrar una mejoría frente a otras economías. La medición estandarizada English Proficiency Index (EF EPI), sitúa a Costa Rica en el lugar 37 de un total de 60 naciones.
Actualmente existe una tendencia negativa en cuanto a desempeño. En años anteriores, hubo mejores posiciones al colocarse en los puestos 32 y 22.
Si bien el indicador es inferior, no significa que el país desmejoró, sino que el ritmo de progreso es muy lento.
“Las políticas educativas están funcionando, pero no son lo suficientemente efectivas, no cubren todo el país, ni están enfocadas en la parte más importante de nuestra economía”, explicó Roberto Biasetti, gerente país de Education First (EF).
El problema estaría en la enseñanza secundaria. Aunque el Ministerio de Educación Pública (MEP) aumentó el número de horas, el resultado tomará tiempo.
“Los costarricenses pueden expresarse en forma básica de temas cotidianos. Por ejemplo, en una reunión pueden decir cómo estuvo su fin de semana, pero no pueden explicar por qué una empresa debe invertir en Costa Rica”, agregó Biasetti.
En comparación con las economías centroamericanas, el país ocupa el primer lugar en manejo del idioma; no obstante, si se analiza el desempeño con respecto a Latinoamérica, se desplaza al número tres por debajo de Argentina y Uruguay.
Este ranking refleja además una correlación con otros indicadores. En ese sentido, cuanto más alto el índice de inglés mayor es el nivel de ingreso per cápita, las exportaciones y capacidad para hacer negocios.
Parte del problema es que en el país de los 909 colegios académicos que existen, solo 72 reciben actualmente talleres de inglés para las conversaciones específicamente en los niveles de 7, 8 y 9. Los estudiantes de 10 y 11 año están excluidos por falta de presupuesto.
Adicionalmente, el MEP no evalúa a los profesores de educación desde hace seis años.
“Actualmente se está en la elaboración de una política lingüística. Cada gobierno ha propuesto diferentes iniciativas, pero hasta la fecha no ha habido una política nacional, que oriente la enseñanza del inglés”, dijo Yamileth Chaves, asesora académica del Ministerio.
Los jóvenes de liceos experimentales bilingües y técnicos bilingües sí logran ventajas. Sin embargo, la población que asiste a estas instituciones es mínima con respecto a los colegios tradicionales.

María Siu Lanzas
[email protected]
@La_Republica


Ver comentarios