Óscar Arias deberá rendir cuentas por caso Crucitas
Arias declaró la minería a cielo abierto de interés público en 2008, en su segundo mandato como presidente del país. Archivo/La República
Enviar

Óscar Arias, expresidente de la República, deberá afrontar una audiencia preliminar por el aparente delito de prevaricato al haber firmado el decreto que declara la minería a cielo abierto de interés público.

Así lo estableció el Tribunal de Juicio del II Circuito Judicial, el cual anuló los efectos de la audiencia preliminar en el caso Crucitas en virtud de que se violentó el principio de igualdad ante la ley.  

Los jueces lo establecieron de esta forma, ya que no se indagó a Arias Sánchez en el proceso, sino que solamente se procesó a Roberto Dobles, exministro de Ambiente.

De esta forma, la audiencia preliminar se realizará nuevamente con la presencia del exmandatario.

El caso Crucitas se abrió en noviembre de 2010, tras la anulación de la concesión del proyecto de minería a cielo abierto a Industrias Infinito.

Anteriormente, en 2008, el antiguo Ministerio del Ambiente, Energía y Telecomunicaciones había declarado de interés público y de conveniencia nacional el proyecto minero, bajo el mandato de Arias Sánchez.



Ver comentarios