Oferta de gasolina en EE.UU. en alza amenaza subida del petróleo
Imagen con fines ilustrativos. Shutterstock/La República.
Enviar

La sed aparentemente insaciable de gasolina de los conductores estadounidenses se está encontrando con un torrente de oferta.

Refinerías en todo el país operan a su máxima capacidad y se están volcando importaciones en la costa este, lo que está llevando la oferta de gasolina a niveles récords. Por otra parte, el consumo resultó menos robusto de lo que se pensaba. Esto afectó los precios y amenaza con frenar la recuperación del petróleo en marcha desde que este tocó el precio más bajo en doce años.

“A principios de este año había mucha esperanza en que la gasolina hiciera que el crudo se elevase”, dijo John Kilduff, socio de Again Capital LLC, un fondo de cobertura de Nueva York concentrado en la energía.

En un informe mensual publicado el 30 de junio, la Administración de Información sobre Energía de Estados Unidos (EIA, por sus siglas en inglés) dijo que la demanda fue de 9,21 millones de barriles por día en abril, en comparación a los 9,49 millones registrados en los datos semanales.

“Los datos mensuales para abril plantean dudas acerca de la idea de que tenemos una demanda de gasolina de solidez confiable para apoyar todo el complejo”, dijo Tim Evans, analista de energía de Citi Futures Perspective en Nueva York.

El “crack spread”, una medida aproximada de las ganancias obtenidas por convertir un barril de petróleo en gasolina, cayó a $14,58 por barril en la Bolsa Mercantil de Nueva York el 1 de julio, el valor más bajo desde febrero. Los futuros para agosto cerraron junio con un descuento respecto a los contratos para septiembre por primera vez desde 2008.

El debilitamiento del mercado de gasolina se da mientras las interrupciones de la oferta mundial están dando señales de perder fuerza.

La semana pasada, Emmanuel Kachikwu, el ministro de Recursos Petrolíferos de Nigeria, dijo que se había acordado un alto el fuego con guerrilleros, lo que permitió retomar parte de la producción. Un recrudecimiento de los ataques de milicianos en Nigeria redujo la producción del país a 1,37 millones de barriles por día en mayo, el valor más bajo desde 1988, dijo la Agencia Internacional de Energía. Menos de 400 mil barriles por día de producción canadiense siguen sin extraerse debido a incendios arrasadores, frente a más de un millón en mayo.

Apuestas reducidas

Los administradores de dinero redujeron sus apuestas en un alza de los precios del crudo al número más bajo en tres meses en la semana terminada el 28 de junio, según la Comisión de Negociación de Futuros de Materias Primas (CFTC, por sus siglas en inglés). El West Texas Intermediate cayó 2%, a $47,85 por barril, en la semana cubierta por el informe y se negociaba a $49,07 este lunes a las 9:04 de la mañana, hora de Londres.

Se proyecta que un número récord de conductores estadounidenses salga a la carretera durante el fin de semana largo del 4 de julio, según la AAA. Esto no viene siendo suficiente para apoyar los precios, dijo Thomas Finlon, director de Energy Analytics Group LLC en Wellington, Florida.

“Entramos en la temporada de mayor uso de gasolina bien abastecidos y la producción viene superando la demanda de manera constante”, dijo Finlon.


Ver comentarios