Logo La República

Domingo, 18 de noviembre de 2018



EDITORIAL


Nuevas condiciones rechazan prepotencia

| Miércoles 04 mayo, 2011




Costa Rica requiere que se legisle en varias materias vitales para nuestro desarrollo y esta es una nueva oportunidad para que el Ejecutivo eche a andar el país

Nuevas condiciones rechazan prepotencia

Este periódico lo había anunciado a principios de enero de este año. Nuestro titular de portada en esa fecha dice: “Oposición… nuevo aliado de Laura”, en referencia a que ante la división interna en el Partido Liberación Nacional, las fracciones de oposición ofrecían respaldo a la mandataria para apoyar iniciativas.
Hoy la realidad lo demuestra y la unión opositora se da para obtener el directorio legislativo. Veremos si este es un acto aislado, para los fines del directorio, o si puede mantenerse para emprender de ese modo la labor del Congreso.
En todo caso, algo está muy claro ahora, las nuevas condiciones políticas no admiten prepotencia, los hechos hablan por sí solos y se eleva, por encima de cualquier intento de mando o superioridad unilateral, la necesidad del diálogo pero, sobre todo, la urgencia indiscutible de escuchar al otro.
Para el Poder Ejecutivo las condiciones del juego han cambiado. Existe ahora quizás la posibilidad de aguzar el oído, atender y dialogar con una oposición que, de mostrarse responsable en su papel, debería contribuir a apoyar la tramitación de proyectos de mucha importancia para la buena marcha del país.
La dinámica misma del Congreso debería salir beneficiada con la nueva realidad. El peligro de la ingobernabilidad puede alejarse en la medida en que retorne lo que siempre debe ser el accionar legislativo, el espacio para el debate de las diferentes ideas para llegar al acuerdo de las que mejor contribuyan al avance de la nación.
La condición para que así sea es clara y solo demanda voluntad para iniciar un nuevo ritmo en la agenda legislativa. Nuestros diputados deben abrir ojos y oídos a las necesidades del pueblo que los escogió justamente para eso. Ahora las condiciones están dadas para una nueva posibilidad de promover diálogos transparentes y positivos.
Costa Rica requiere que se legisle en varias materias vitales para nuestro desarrollo y esta es una nueva oportunidad para que el Ejecutivo eche a andar el país. Así lo espera el sector productivo.
Escuchar, negociar y coordinar no solo con los líderes de la oposición sino con todos los sectores de la sociedad para una gestión eficiente en bien del país, es la tarea del Gobierno que las nuevas condiciones facilitan y que deben ser aprovechadas.