Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Martes 14 Enero, 2014

Esto del Saprissa tiene sus bemoles.
Son diversos los temas de los que se podría opinar en procura de hallar causas a la crisis.
Por ejemplo: analizar lo que dijo Deiver Vega al final del partido con Pérez Zeledón.
“Aquí no falta nadie; si metemos un par de goles nadie estaría hablando de nada”. Entonces recuerdo dos o tres paradas muy buenas de Luis Diego Sequeira y sobre todo, un remate de cabeza de Daniel Colindres que así como salió ligeramente desviado, igual pudo entrar.
Cuántos buenos servicios filtró Marvin Angulo en procura de que algún compañero los recepcionara y se ubicara de cara al gol. La mayoría fueron cortados por la retaguardia guerrera.
Recordamos a los fanáticos morados pidiendo el regreso de Cristian Lagos y Daniel Colindres que metían goles con Santos y Puntarenas. Colindres sale de titular ante Pérez y no mete nada.
Por otro lado, Ronald González se queja de que le falta un definidor nato; urge un hombre que la meta. Sin embargo, desechó a Lagos, especialista en meterla. Ahora, puede que Cristian juegue de titular cinco partidos con Saprissa y no anote ni un solo gol.
Pienso, y eso lo comentamos en esta Nota, cómo pueden hallarse las mentes de Donny Grant y Juan Diego Madrigal, titulares ante los generaleños, si al portero le mandaron un recado enorme de que va en viaje directo a la banca y al Chino lo querían ceder antes de arrancar el campeonato.
La lesión de Jordan Smith y el hecho de que Heiner Mora no podía jugar, apresuraron el que Juan Diego permaneciera en el equipo. ¿Podía Madrigal estar concentrado si ahora es el tercer o cuarto defensa derecho del Saprissa? Bueno, todos vimos los yerros de este muy buen jugador en el juego.
Otro punto: las rechiflas tempraneras a David Guzmán y a Manfred Russell no ayudan en nada al equipo; vimos el domingo cómo la barra de la Liga empujó al equipo a meter el gol del triunfo en pocos minutos, después de que Carmelita le empató. Cuando se rompe la comunión y desaparece la química entre aficionados y jugadores se le triplican los problemas al entrenador.
Además, aparte de que Saprissa es un puro güiri güiri en el medio campo donde todos la tocan de manera horizontal, este equipo está bien salado y no le sale nada.
Cierro diciendo que se han presentado errores de bulto a nivel de dirigencia; yerros de Ronald en la parte técnica, conformismo en jugadores demasiado jóvenes y millonarios antes de tiempo; falta de liderazgo en la banca y en el campo. Amén.

[email protected]