Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Sábado 17 Noviembre, 2007

Nota de Tano

Gaetano Pandolfo
[email protected]  

Con la jornada del fin de semana, si se logra jugar completa, los 12 equipos de la primera división completarían 15 partidos y todos quedan con uno pendiente para cerrar la primera fase del Torneo de Invierno.
El bicampeón nacional Deportivo Saprissa es el único con la clasificación asegurada para disputar una de las semifinales; líder absoluto del Grupo B con 29 unidades, ya sus escoltas más cercanos, Brujas y Pérez Zeledón, no pueden darle alcance.
En el Grupo A, aritméticamente hay tres equipos con posibilidades de ocupar la posición de privilegio: el Herediano, actual líder con 27 puntos, Alajuelense y Carmelita que lo siguen con 24 y 22, respectivamente.
Los discípulos de Mauricio Montero dependen de sí mismos para ocupar la primera posición, pues deben enfrentar en los dos partidos restantes, precisamente a manudos y florenses. Si logran la hazaña, alcanzan 28 unidades y se clasifican en forma automática junto al Saprissa.
Esa relevante historia los carmelitas empezarán a escribirla el domingo en su compromiso ante la Liga; depende del resultado, o sobreviven o naufragan. Si ganan se ponen a tres puntos de clasificarse, tendrían que vencer luego a Herediano. Si pierden se les viene el mundo encima, pues tienen en la nuca a Puntarenas y San Carlos, dos rivales que se podrían autolimitar si terminan empatados en el juego del sábado por la noche en Ciudad Quesada.
No olvidemos que entre carmelos, chuchequeros y toros está en juego también el cuarto puesto del grupo que tiene el gran aliciente de los ¢10 millones para el que lo gane. Por ahí me pareció escuchar a un dirigente de Carmelita, que a ellos económicamente les sirve más quedar de cuartos y ganarse esa “platilla” que clasificarse, porque en la “taquilla” del pasaporte a semifinales jamás va a recaudar en Santa Bárbara esa enorme cantidad de “pesos”.
Debemos decirles a los dirigentes carmelos que si se clasifican y si ganan la primera ronda de las series cruzadas, ya en la penúltima y última instancia si toca medirse con Saprissa o la Liga y pueden negociar la sede, podrían ganarse una recaudación sabrosa, superior a los ¢50 millones o ¢60 millones, que dejaría en el olvido la que se les fue por no ser “cuartos” del grupo.
Tenemos entonces un San Carlos-Puntarenas a muerte, último chance para los dos equipos, con ventaja naranja que suma tres puntos más que los toros.
Un Alajuelense-Carmelita, dos rivales con aspiraciones a desbancar a Herediano, y en el grupo B, otro eventual partidazo entre Brujas y Liberia, ventaja hechicera de cuatro puntos y última oportunidad de los amarillos para cazar a Pérez Zeledón en el puesto tres.
En el otro juego, Santos tratará de ganarle al Cartaginés de visita y esperar que Liberia pierda con Brujas, para tener mucho chance los guapileños de apoderarse de los 10 “milloncitos” en su grupo.