Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Sábado 10 Febrero, 2018

Fuga masiva de equipos del sótano

Liga Deportiva Alajuelense se desprendió de la azotea del edificio de la clasificación del Clausura, en la que se instalaron en solitario Saprissa y Herediano.
Mientras morados y florenses apalearon 3-0 a Pérez Zeledón y Cartaginés, respectivamente, la Liga solo pudo empatar 0-0 ante Santos.
En el sótano de la edificación siguen habitando en un mano a mano dramático en ruta al descenso, Cartaginés y Liberia. Los brumosos son último lugar del Clausura y los liberianos, último lugar de la clasificación general.
El arranque del Clausura que ya entra a la décima jornada, vio la fuga de la zona baja de la tabla de equipos que como Carmelita, Guadalupe y la Universidad acompañaban al Cartaginés en las penurias del descenso, pues compartían la antesala del sótano, propiedad exclusiva del equipo de la Ciudad Blanca.
Cuando terminó el Apertura, Liberia era último y otros cuatro equipos estaban un peldaño más arriba. Hoy, en ese peldaño reside solo el Cartaginés, porque los otros tres equipos “cantaron viajera”, pero hacia arriba.
Carmelita ha ganado cinco partidos en el Clausura, 15 puntos que lo tienen en zona de clasificación. Guadalupe se mantuvo invicto en siete jornadas y sumó 13 unidades y la UCR también alcanzó 12 puntos gracias a tres victorias e igual número de empates.
Fácil la deducción: Carmelita 15 puntos, Guadalupe 13 y la Academia 12, todos en fuga, mientras que el Cartaginés sigue sin ganar un solo partido y Liberia registra un solo triunfo.
Entonces, lo que parecía ser una cacería de los liberianos sobre cuatro presas que tenía en principio a su alcance, en su radar, estas se redujeron a una y el descenso por ahora, parece destinado solo a dos equipos: brumosos y liberianos.
Claro que falta camino por recorrer, son 22 jornadas y vamos apenas llegando a la mitad, pero las proyecciones para los “sotaneros” no son positivas.
Cartaginés no levanta cabeza y Liberia sigue con graves problemas financieros que le impiden colocar una formación de peso en sus partidos. La nómina está repleta de novatos y a estos les cuesta despuntar y sumar, en una etapa del torneo donde los otros diez equipos se juegan oportunidades reales de clasificación.
Hay siete y hasta ocho equipos que aritméticamente pueden ingresar a la cuadrangular y eso le da mucha competencia al evento, porque en ocasiones un solo triunfo catapulta a los equipos a zona de clasificación. Así, el escenario para Cartaginés y Liberia en sus afanes de evitar el viaje a la segunda división, es tenebroso.
[email protected]