Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Viernes 15 Agosto, 2008

NOTA DE TANO


Ayer publiqué un comentario de Jorge Arturo Alvarado, en el que da a entender no solo las diferencias abismales que se presentan a la hora de las Olimpiadas entre los atletas del primer mundo y los de los países subdesarrollados como el nuestro, a la hora de fijar marcas y tiempos, sino que agrega una crítica a la dirigencia actual por la forma en que prepara a nuestros deportistas.
Me gustaría preguntarle públicamente, cómo era el asunto cuando él era dirigente olímpico.
¿No existían estas diferencias entre los atletas olímpicos costarricenses y los medallistas de las naciones del primer mundo?
Y otra cosa.
Cuando comento que se inicia una revolución interna en el deporte costarricense, parto del antes y el después de la presencia de Jorge Nery Carvajal al frente del olimpismo nacional. No se vale cargarle la responsabilidad de todos los males y fracasos de los ciclos olímpicos anteriores, desde que asumió funciones Jorge Nery previo a las Olimpiadas en Seúl 88, a los dirigentes actuales que suman unos, dos años en el gobierno y otros, un par de meses en el Comité Olímpico Nacional.
A ver si se aclaran las cosas.
Cambiando de tema, Rodrigo Kenton empezó a dar señales de cómo podría formar la Selección Nacional en su primer partido contra El Salvador.
En las primeras prácticas de fogueo se alineó un esqueleto de equipo con los jugadores disponibles, ya que aún no aterriza el 90% de los llamados legionarios que son cualquier cosa menos legión.
Argentina, Brasil y Uruguay sí tienen una legión de futbolistas jugando en el extranjero. Costa Rica no; tenemos un grupo pequeño, pero bueno, ya llegó Erick Scott y el lunes llega el resto, pero se nos informa que Ricardo González está en la puerta y que los defensores centrales en una posible línea de cuatro son Cristian Montero y Gabriel Badilla, una pareja con la que hemos soñado alineada ahí y hemos escrito sobre eso.
Lula y Badilla son jugadores de similares características y se distinguen por marcar al tobillo, encarar y no aflojar. Son marcadores incomodísimos e irrespetuosos de la talla del rival, lo que es enorme ventaja.
Parece que Jervis Drummond va por la derecha y que Leonardo González le cederá la titularidad a Gonzalo Segares, una vez se incorpore al grupo el carrilero del Chicago Fuego.
En la línea de cuatro mediocampistas se apuntan dos con rango de titularidad y son esos que llaman volantes mixtos: Celso Borges y quien será el nuevo capitán de la Selección Nacional: Walter Centeno.
Kenton puede reforzar más la zona de retaguardia con un volante de marca típico: Bismark Acosta y darle más alegría a la zona creativa con Michael Barrantes.
Una cintura con Acosta, Barrantes, Borges y Centeno no estaría nada mal, y mejor aún si van en ataque Alonso Solís y Bryan Ruiz. El entorno, calienta.

[email protected]