Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Martes 1 Julio, 2008

NOTA DE TANO


Alex Santos, analista de EFE, dice que el centrocampista Xavi Hernández, al ser distinguido como mejor jugador de la Eurocopa, obtiene un premio con el que el jugador catalán capitaliza una forma de jugar al fútbol que distingue al Barcelona, su equipo, a pesar de que en los dos últimos años no ha tenido recompensa.
“Xavi es el prototipo de futbolista que lleva creando la cantera del Barcelona desde hace muchísimos años, en el que destaca el control de la pelota desde el eje del centro del campo, la visión de juego y los balones en profundidad en busca de los extremos.
Con esta idea futbolística, el Barça ofreció en los últimos años episodios exquisitos de fútbol, aunque en los dos últimos la entidad catalana, igual que sus futbolistas, se encalló.
En la Euro, Xavi pudo desquitarse de una temporada gris y brindó lo mejor de su fútbol en la selección española, en la que históricamente prevaleció otro tipo de fútbol que, después de la cita de Austria y Suiza, quizá pase a mejor vida en los próximos años.
Xavi capitaliza este cambio radical que se lleva en el fútbol español, y desde luego, tuvo mucho que ver que un técnico como Luis Aragonés se haya prestado a la mutación.
También, Xavi contó con un grupo de colaboradores necesarios para asistirle en el juego. Se trata de Iniesta y Cesc, ambos de la factoría catalana, a quienes se unieron Silva y Cazorla, dos jugadores de toque y buen trato al balón.
Pero, para que Xavi explotara en esta zona del campo, su trabajo hubiese sido imposible sin la salvaguarda del sorprendente Senna, una de las sensaciones de la Eurocopa y una de las piezas más sacrificadas y rocosas en el centro del campo, cuyo cometido era aplanar con robos de balón y presión en la zona media para el lucimiento del futbolista barcelonés.
Además, la buena estrella de Senna permitía al catalán realizar lo que tanto se le reclama en el Barcelona; acercarse a la meta rival para realizar el último pase o probar fortuna. En estas dos modalidades, Xavi cuajó una gran interpretación en la Eurocopa, donde se descubrió como goleador contra Rusia en las semifinales.
Para muchos aficionados, Xavi resulta todo un descubrimiento a raíz de la Eurocopa, aunque el jugador catalán, natural de Terrassa, siempre ha sido el mismo futbolista”, cierra el analista.
Cuando leo que el mejor futbolista de la Eurocopa se distinguió por su toque de balón, juego penetrante a los extremos, técnica exquisita, control de la pelota desde el centro del campo y además anotador, se me viene a la cabeza el nombre de un futbolista costarricense incluso superior a Xavi y que pudo jugar con honor en cualquier parte del mundo: Alvarito Murillo. No hubo otro igual, solo que prefirió ir a la Universidad y entonces, de arquitecto del terreno de juego, se convirtió en ingeniero.

[email protected]