Logo La República

Miércoles, 21 de noviembre de 2018



ACCIÓN


¡Niño respondón!

Walter Herrera [email protected] | Lunes 16 mayo, 2016

El joven Verstappen sostuvo un trofeo de Fórmula 1 por primera vez en su corta carrera. LLUISE GENE-AFP/LA REPÚBLICA


Los 18 años son para muchos una edad muy especial para obtener la cédula o sacar la licencia de conducir. Ayer, Max Verstappen, de Red Bull, con 18 años de edad se puso una meta más alta y se convirtió en el piloto más joven en ganar una carrera de Fórmula 1 tras imponerse en el Gran Premio de España.
El joven holandés lució entre los grandes y aprovechó la salida de los coequiperos de Mercedes, Lewis Hamilton y Nico Rosberg, que chocaron entre sí en la primera vuelta.
Por otra parte, los pilotos de Ferrari, Kimi Raikkonen y Sebastian Vettel, llegaron en segundo y tercer lugar respectivamente. El compañero de Verstappen, Daniel Ricciardo, finalizó en el cuarto puesto.
Para el inicio de la carrera, todas las miradas estaban puestas sobre los líderes del campeonato. Rosberg y Hamilton tienen su propio campeonato aparte.
En Barcelona, Hamilton partió desde la pole, pero fue rebasado por Rosberg en la arrancada, y cuando el británico intentó recuperar el liderato, fue bloqueado por su compañero, lo que originó el choque en la curva cuatro, enviando ambos vehículos fuera de la pista.
Consecuentemente, ambos pilotos tuvieron que retirarse de la carrera.
El novato se convirtió también en el primer piloto holandés en subirse en lo más alto del podio. Verstappen se colocó segundo detrás de Ricciardo tras el accidente de Mercedes, pero pasó al frente luego de una ronda de detenciones en los fosos a 25 vueltas de la meta y permaneció en la punta hasta el final, pese a la presión de Raikkonen, quien terminó a menos de un segundo de distancia.
El choque también puso fin a las posibilidades de Rosberg de ocho victorias en fila.