Logo La República

Sábado, 30 de mayo de 2020



FORO DE LECTORES


Negocios Familiares: ¿Cuáles son los puntos frágiles en la relación cuando hay una crisis?

Kryssia Madrigal [email protected] | Jueves 07 mayo, 2020

Kryssia Madrigal

La relación familia-negocio suele verse afectada por el desempeño de la empresa familiar. Cuando una empresa está bien y generando lo suficiente para su sostenibilidad a largo plazo y para los dividendos de sus accionistas, la armonía familiar suele ser estable. Pero la relación se deteriora cuando al negocio no le va bien y, por lo tanto, la familia no recibe lo que esperaba.

La crisis del COVID-19 es sin precedentes, muestra un panorama incierto y nadie se aventura a cuantificar la profundidad de la misma. El impacto sobre una empresa dependerá del sector y de las medidas para contener el contagio que haya aplicado cada uno de los países en donde opera.

Queremos dar algunos consejos a las empresas familiares en el entorno de la crisis actual:

  • Primero: la Alta Dirección debe establecer el nivel de exposición de la empresa y planear preparándose para lo peor. Las recomendaciones que dan los especialistas son: proteger a los colaboradores y los clientes, proteger el flujo de efectivo, reducir gastos y valorar otras cosas que se podría ofrecer bajo la coyuntura de la crisis.
  • Segundo: la Alta Dirección debe ser muy transparente de la situación de la empresa con la familia. La comunicación será fundamental y es importante activar el Consejo Familiar o ese “petit comité” de miembros de la familia que laboran en el negocio para liderar la comunicación y negociar aquellos temas que competen a la familia.
  • Tercero: las medidas a tomar deberán ser equitativas en la empresa y en la familia. Esto quiere decir que si hay una necesidad de reducir jornadas laborales y salarios de quienes laboran en el negocio, también los pagos de dividendos formales y demás beneficios que generalmente denominamos “dividendos ocultos” debería reducirse en la misma proporción.
  • Cuarto: Ahora más que nunca es importante tener una Junta Directiva (se refiere al Consejo de Directores, Consejo de Administración o Directorio de una empresa) sólida y bajo las mejores prácticas de un Gobierno Corporativo moderno. Esto quiere decir que es fundamental contar con directores externos que agreguen un ingrediente adicional, una forma diferente de ver las cosas para ayudar a sostener la empresa en marcha, facilitar la comunicación con los accionistas – familia y para colaborar con la administración en el desarrollo de estrategias innovadoras.

La familia debe tener muy presente que la crisis actual fue inesperada y que traerá consecuencias muy fuertes a nivel socio-económico y, por lo tanto, deben preparar la empresa para operar en una nueva realidad.





© 2020 Republica Media Group todos los derechos reservados.