Enviar
Museo de los Niños se renueva
La institución adquirió un erizo africano, un camión de bomberos y remodeló su tren

Con la adquisición de dos nuevos atractivos: un erizo africano y un camión de bomberos, así como la remodelación de su tren, el Museo de los Niños regalará más diversión en estas vacaciones.
El “Castillo de los sueños”, como también se le dice a esa institución, invirtió cerca de ¢26 millones en la remodelación de su tren, y recibió en donación el espécimen y el camión para deleite de sus visitantes.
El erizo se encuentra en la sala conocida como “Kal Yök”, que significa bosque lluvioso en la lengua bribri, y llegó al museo hace dos semanas.
El animalito fue donado por una familia, durante el día está tranquilo y no ha mostrado problemas con el público, según Randall Rodríguez, encargado de la protección de los animales del museo.
La unidad extintora de incendios por su parte, llegó para sustituir el camión de bomberos que tuvo el museo como atracción por más de ocho años.
El automotor es tipo Ford F7000 y fue una donación que realizó el Benemérito Cuerpo de Bomberos de Costa Rica.
Además, estuvo al servicio desde 1976 hasta 2009, la mayor parte del tiempo en la Estación de Bomberos de Ciudad Quesada.
Los menores que visitan el museo también le verán una “cara renovada” al tren, cuyas obras se prolongaron por tres meses.
Los trabajos incluyeron la sustitución de piezas y madera dañada; cambios en acrílicos dañados y la colocación de nueva tapicería en los sillones; además de pintura automotriz con llamativos colores.
Esa atracción fue donada por el Incofer en 1994 con el fin de que los niños y adultos aprendan acerca de la importancia que tuvo para el país la utilización del ferrocarril en la producción de banano.

Carolina Barrantes
[email protected]

Ver comentarios