Enviar
Murió Charlton Heston

El legendario intérprete, ganador de un Oscar por "Ben-Hur" en 1959, murió en su residencia de Beverly Hills

La voz profunda y el rostro sobrio de Charlton Heston, fallecido el sábado en los Ángeles, permitió al Hollywood de los años 50 revivir personajes históricos como Moisés o El Cid.
El legendario interprete, ganador de un Oscar por "Ben-Hur" en 1959, la película más aclamada de la historia, murió en su residencia de Beverly Hills, tras haber sufrido durante seis años un lento e imparable deterioro debido al Alzheimer.
Con una entereza propia de sus personajes, el propio actor hizo público que padecía una enfermedad que le iría mermando poco a poco la memoria y sus funciones vitales, al igual que le ocurrió a su buen amigo, el que fuera presidente de Estados Unidos Ronald Reagan.
"Debo tener coraje y resignación en igual medida", dijo en aquel momento Heston, quien se vio obligado a cerrar definitivamente entonces la puerta al cine y a toda actividad pública al frente de Asociación Nacional del Rifle, organización en favor de las armas que lideró durante años.
Con su constitución atlética, sus rasgos marcados y su timbre de voz, Heston encajó perfectamente en el tipo de estrella que Hollywood buscaba para sus grandes producciones de los años 50, en los que la industria buscó inspiración en la Biblia y en los libros de Historia.
Heston será recordado como el Moisés de "Los diez mandamientos" (1956) y el héroe de la reconquista española, Don Rodrígo Díaz de Vivar, en "El Cid" (1961).
Pero sus reencarnaciones de personajes históricos no acabaron ahí, pues resucitó a San Juan Bautista, Miguel Ángel, a Marco Antonio, al Cardenal Richelieu y a Enrique VIII.
John Charlton Carter, como era su verdadero nombre, nació en Evanston, Illinois, el 4 de octubre de 1924, y ya desde pequeño amó el teatro, lo que le llevó a inscribirse en cursos de teatro en la Universidad, donde conoció a su esposa Lydia Marie Clarke, con la que tuvo dos hijos.

Washington
Efe
Ver comentarios