Moín atenderá barcos 19 horas más rápido
El aumento de la carga y la poca inversión en la ampliación del puerto de Moín se han confabulado para hacerlo ineficiente, reconoció Allan Hidalgo, presidente de Japdeva. Marco Monge/La República
Enviar

Nuevo puesto y equipo agilizarán servicio

Moín atenderá barcos 19 horas más rápido

Inversión supera los $70 millones

El muelle de Moín podrá despachar los barcos que atraquen ahí, hasta 19 horas más rápido de lo que tarda actualmente.
Un nuevo puesto de embarque y equipo moderno es a lo que apostará la autoridad portuaria para agilizar la operación de la principal terminal del país.

201307102230580.n33.jpg
Con la inversión, por arriba de los $70 millones, se busca mejorar la mala imagen que tiene el país en materia de puertos, así como reducir el costo de los fletes que pagan los usuarios.
Atendiendo el 85% de la carga nacional, el complejo portuario del Caribe es el más importante del país.
En cuanto a la reducción del tiempo de atraque, la idea es poder atender cada buque en menos de diez horas.
En la actualidad en la terminal de Moín se demoran entre 22 y 29 horas en despachar una embarcación, estimó Japdeva.
La principal inversión que se hará para mejorar la eficiencia será una nueva terminal de 300 metros con seis hectáreas de patios y una profundidad de 14 metros.
Ya se tiene seguro el financiamiento, que ha sido históricamente la principal traba de Japdeva para invertir en mejoras.
Los $55 millones que costará la obra fueron facilitados por el BCIE, luego de que los diputados le quitaran el límite de endeudamiento que tenía Japdeva de solo ¢1 millón.
Paralelamente se gestiona la compra de maquinaria moderna que facilite la atención de los barcos.
La idea es dotar a Moín de su primera grúa pórtica en su historia, así como de lanchas piloto, cabezales, carretas y apiladores.
En este caso la inversión superará los $15 millones. El grueso del dinero provendría del Banco Nacional.
Si no hay atrasos burocráticos más allá de los tradicionales, y si el proyecto no es atacado con apelaciones, se estima que la eficiencia del puerto se empezará a sentir a mediados de 2014.
Bajar los tiempos de atraque de los barcos es un plan que impulsa el gobierno para dejar de ser vergüenza mundial en materia de puertos.
En el último estudio al respecto realizado a nivel mundial, Costa Rica obtuvo el puesto 140 de 144 evaluados, en la lista de eficiencia en puertos.
Pero también los usuarios de los muelles se verán beneficiados, ya que el disminuir los tiempos de espera les reducirá el costo de los fletes.
Actualmente es muy frecuente que las navieras castiguen a los productores nacionales con multas de hasta $20 mil por el atraso en la atención de un barco.
Las mejoras en Moín es uno de los pocos temas en que han trabajado sindicato y autoridad portuaria de la mano.
Se están dando cuenta de que no son los trabajadores los ineficientes, sino que es por la falta de infraestructura, dijo Ronaldo Blear, líder sindical.
El muelle sufre un rezago de más de tres décadas por la poca inversión recibida, reconoció Allan Hidalgo, jerarca de Japdeva.

Danny Canales
[email protected]

Ver comentarios