Millonario se propone derrotar a Obama
Enviar
Millonario se propone derrotar a Obama

Ya casi no es noticia que un multimillonario se ponga a despotricar contra Barack Obama. Los hermanos Koch, Stephen Schwarzman y Leon Cooperman, entre otros, ya calificaron al presidente de todo tipo de cosas, llegando incluso, en el caso de Schwarzman, a comparar sus políticas fiscales con la invasión nazi de Polonia. Luego se disculpó.
Lo que sorprende, pues, en el spot televisivo que presenta a Obama como un socialista cuyas políticas aplastan el espíritu empresarial es que no da una idea de enojo. Es más bien sentimental.

El aviso, “Libertad para triunfar”, es obra de Thomas Peterffy, de 68 años, un inmigrante llegado de la Hungría socialista, que fundó Interactive Brokers Group Inc., la firma de corretaje online más grande del mundo, y construyó una fortuna de $7.600 millones, según el Índice Bloomberg de Multimillonarios, informa Bloomberg Business en su número del 29 de octubre.
Peterffy narra y protagoniza el aviso, en el cual aparecen intercaladas escenas de Hungría durante su infancia.
“Me crié en un país socialista y he visto lo que le hace a la gente”, dice solemnemente, en tanto se proyectan imágenes de pobreza y sufrimiento. “Sin esperanza, sin libertad, sin orgullo por los logros. El país fue empobreciéndose cada vez más”.
El aviso resulta muy sorprendente porque esencialmente defiende a los pobres, aunque desde un ángulo inusual. Peterffy sostiene que Obama lleva a cabo una práctica de “denostar el éxito” que desmoraliza a los empresarios estadounidenses, debilitando su impulso de triunfar y pagar los impuestos para apoyar a los menos favorecidos.
A su manera, el spot se pone a favor del “47 por ciento”, no en contra. Hasta el momento, gastó $2.5 millones en emitir el aviso en los canales de cable nacionales. “Para el día de la elección, habré gastado entre $5 millones y $10 millones”, dice.
A diferencia de otros multimillonarios políticos, Peterffy es poco conocido en los círculos republicanos. Mantiene, asimismo, la jovialidad pese a arremeter contra Obama y el Partido Demócrata.
Cuando le preguntan qué fue lo que provocó su despertar político, se ríe y dice, con un acento fuerte, “¡Los voceros demócratas! Los políticos han destruido el espíritu empresarial en este país”.
Peterffy está convencido de que, criticando a los capitalistas, Obama ha puesto al país en un camino que lleva inexorablemente a la Hungría socialista.
“Hace falta audacia para correr el riesgo de desarrollar una empresa”, dice. “Cuando se destroza a los dirigentes, éstos no invierten. Yo llegué aquí cuando tenía 21 años. He pagado $1.900 millones en impuestos durante mi vida. Y ahora me dicen que no estoy pagando lo que me corresponde, que me guío por otras normas”.
Agrega que estaría feliz pagando una tasa fiscal más alta. Su queja es que a Obama y los demócratas les preocupa más la igualdad de resultados que la oportunidad. “Si todos somos iguales, ¿cómo prosperamos?”.
Peterffy alcanzó el límite de sus donaciones a Mitt Romney y votará por los republicanos el mes próximo, pero no es un leal al partido. Se ha proclamado “a favor del derecho a decidir sobre su propio cuerpo” y “a favor del medio ambiente”.
Hace cuatro años, votó por el candidato libertario: “¿Cómo se llama? Lo olvidé”. No está dando a ningún súper-comité de acción política y dice que no consultó con la campaña de Romney antes de lanzar su propio aviso.

Bloomberg

Ver comentarios