Enviar
Opositores están renuentes a aprobar los $850 millones del BID sin un programa de infraestructura definido
Millonario prestamo para obras atraviesa férrea objeción

Carlos Jesús Mora
[email protected]

Su posición es muy clara y al parecer nada los hará cambiar de opinión. La oposición en el Congreso está exigiendo un plan de infraestructura nacional antes de dar su voto afirmativo a los $850 millones para infraestructura provenientes de un préstamo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID).
El cabildeo político que ha venido desarrollando el Poder Ejecutivo desde agosto —cuando se aprobó esta partida para el país— no habría rendido mayores frutos, pues el proyecto de ley ni siquiera ha sido convocado para que sea del conocimiento de los diputados, al parecer aún “se está en busca de un consenso” con las fracciones legislativas.
Y es que el plan que reclaman los diputados sobre el destino de ese dinero no está definido. De manera preliminar se ha hablado de que $200 millones se destinarán a la construcción de la Interamericana Norte y $100 millones para el Tren Eléctrico Metropolitano, pero aún nada está en concreto.
“No queremos que nos hablen de que podría ser para tal cosa, queremos un plan, con montos, proyectos y objetivos claros, no vamos a endeudar a este país así no más sin un destino claro para ese dinero, menos en un año electoral”, advirtió Marvin Rojas, diputado de Acción Ciudadana.
Por su parte, el Movimiento Libertario además de reclamar el plan definitivo de las obras, está solicitando explicaciones y cálculos sobre las consultorías que puedan surgir dentro de los planes a desarrollar, comentó Carlos Gutiérrez, diputado de esta bancada.
El préstamo del BID no tiene fecha de caducidad, el tiempo de amortización es de 20 años y tiene una tasa de interés del 5,64% anual. La moneda del desembolso podría ser en dólares o en colones.



Ver comentarios