Enviar
Millar honra a Simpson
El ciclista británico triunfa en la misma etapa que en su debut hace diez años

El británico David Millar (Garmin) fue más rápido al esprint que el francés Jean Christophe Peraud (Ag2r) y se impuso en la duodécima etapa del Tour de Francia, disputada entre Saint-Jean-de-Maurienne y Annonay, la más larga de la presente edición con 226 kilómetros, en la que Bradley Wiggins conservó en día plácido el maillot amarillo.
Un “revival” del veterano Millar, de 34 años, quien se sumó a la fiesta británica con la cuarta victoria para su país tras las alcanzadas por Cavendish, Wiggins y Froome, todos ellos en el equipo olímpico para Londres, y que también fue la cuarta de su palmarés en la “Grande Boucle”.
Millar remató una larga escapada que protagonizaron cinco corredores. En el momento de los ataques, cuando apenas restaban dos kilómetros para la meta, el escocés tuvo fuerza para contestar a un ataque de Peraud y luego sentenciar por velocidad al francés.
Un cambio de ritmo que no pudieron contestar los otros tres compañeros de viaje, entre ellos el español Egoi Martínez (Euskaltel), que cruzó la meta a continuación junto al francés Cyril Gautier (Europcar), subcampeón olímpico en Pekín, y el croata Robert Kiserlovski (Astana).
El pelotón se presentó en la meta de Annonay con un retraso de 7.56 minutos y cierta polémica, pues el primero en pasar fue el australiano Matthew Goss (Orica GreenEdge), pero con una maniobra ilegal que cerró el paso al eslovaco Peter Sagan (Liquigas), que indignado, mandó “lejos” a su rival por el maillot verde. Los jueces vieron el vídeo y descalificaron al “aussie”.
De los favoritos, poco se supo a lo largo de la maratoniana jornada que desembocó en la ciudad de la región del Ródano. Día de descanso activo después de los Alpes, que dejó el detalle de un ataque del líder Bradley Wiggins cerca de la cima del Granier “para evitar una fuga y ahorrar esfuerzo a los compañeros”.
El inglés sigue su camino hacia París con las mismas diferencias con las que salió de la etapa reina de los Alpes: 2.05 minutos sobre su compañero Chris Froome y 2.23 respecto al italiano Vincenzo Nibali (Liquigas).
La jornada trajo el recuerdo de otro británico, Tom Simpson, muerto un 13 de julio de 1967 en las pendientes del Mont Ventoux, cargado de alcohol y anfetaminas. La imagen de Wiggins en el podio con el maillot amarillo y el récord de etapas de los ciclistas británicos con la aportación de Millar, fueron un buen homenaje en su memoria.

Annonay (Francia)
/EFE


Ver comentarios