Milan suelta el liderato
Enviar
Milan suelta el liderato
Perdió el derbi de esa ciudad con un gol de Diego Milito y Juve es puntero

Un gol del argentino Diego Milito, a los nueve minutos de la segunda mitad, dio a domicilio el derbi milanés al Inter, que se lleva la doble satisfacción de ganar a su “eterno rival” y, además, apartarle de un liderato que compartía con la Juventus al inicio de la jornada.
El 276 (177 liguero) “derbi de la madonnina” (en honor a la figurita de la virgen que preside la catedral de Milán (Duomo), vio la victoria 96 de un Inter que demostró más oficio que un rival milanista que no supo en ningún momento romper la telaraña tejida por el técnico Claudio Ranieri con veteranos jugadores curtidos en miles de batallas de este tipo.

Fue un partido, desde luego, feo. Poco atractivo y con un primer tiempo casi insufrible, con dos equipos más dedicados a tapar que a abrir huecos rivales; en especial del lado interista. Sólo se salvaron del primer periodo los minutos finales.
Y fue en el minuto 39, el Inter gozo de la primera ocasión de marcar del partido. Subida al contragolpe por banda izquierda del japonés Nagatomo y centro medido sobre el argentino Ricardo Alvarez, quien solo ante el meta no acertó.
Milan respondió apenas cinco minutos después con un lanzamiento de Van Bommel, desde fuera del área, al larguero.
La segunda mitad estuvo algo más animada, sobretodo por que pronto llegó el tanto de Milito, que se aprovechó de un error en el despeje de Abate ante un centro de Javier Zanetti y, tras un buen control, batió de tiro cruzado al meta Abbiati.
El tanto tornó aún más defensivo al Inter e hizo apretar su acelerador al Milan. Pero el conjunto milanista no tiene creación ni gran capacidad de desborde, se mueve a impulsos y a la inspiración de alguna de sus estrellas. Pero ayer faltó una de ellas, el sueco Zlatan Ibrahimovic, que estuvo más que desaparecido.
El derbi milanés se lo llevó quien tuvo más oficio, el Inter. Y Ranieri amargó la reciente renovación hasta 2014 de su rival de banquillo Massimo Allegri.

Milán /EFE

Ver comentarios