Enviar
Locura por el iPad en Europa y otras regiones
Hasta dos noches fuera de las tiendas de Apple pasaron los fanáticos con tal de comprar uno, tras su lanzamiento el viernes

El iPad salió el viernes a la venta en el Reino Unido  y en ocho países más y la gente no ha podido esperar siquiera a que abriera a las 8 a.m. la tienda Apple del centro de Londres, donde las colas daban la vuelta a la esquina.
El iPad también salió a la venta en Alemania, Australia, Canadá, España, Francia, Italia, Japón y Suiza, y durante el mes de julio estará disponible en Austria, Bélgica, Holanda, Hong Kong, Irlanda, Luxemburgo, México y Singapur.
Hay quienes han pasado la noche haciendo cola porque querían ser los primeros en adquirirlo, informa la BBC, como Sean Bishop que fue el primero en llegar a la tienda Apple de la ciudad de Bristol.
“He estado esperando el lanzamiento desde que se anunció en enero porque creo que el iPad cambiará la forma en que la gente utiliza los ordenadores”, declaró a la BBC.
Las tiendas Apple británicas abrían una hora antes de lo normal, para contentar a los más ansiosos por hacerse con el nuevo juguete.
Mientras que en Tokio muchos no dudaron en pasar dos noches al raso, hicieron fila en varias tiendas para adquirir las primeras unidades del iPad de Apple, llamado a emular el éxito del iPhone en Japón.
Al igual que sucedió con el teléfono móvil de la compañía que preside Steve Jobs, el iPad consiguió revolucionar distritos comerciales de la capital nipona como Omotesando o Ginza, donde desde primeras horas de la mañana se agolpaban centenares de personas en un soleado día.
La tienda Apple en Ginza fue uno de los puntos con más concentración de personas, lo que obligó a repartir botellas de agua y paraguas negros con el símbolo de la manzana para protegerse del calor.
Allí, Asako Sato, una mujer de unos 60 años, dijo a Efe que había decidido acudir a la tienda, tras ver en las noticias el revuelo que se había creado alrededor del lanzamiento del iPad.
Kazuhiko Motomura, un empresario en la cincuentena, afirmó que fue a comprar el iPad “porque le parece muy útil para su trabajo, entre otras cosas para mostrar catálogos y vídeos de productos”.
Ninguno, en todo caso, fue tan fiel al lanzamiento de Apple como Takechiyo Yamanaka, un joven de 19 años que se pasó dos noches ante la tienda de Ginza y lo retransmitió en directo por Ustream.
En Estados Unidos se han vendido más de 1 millón de unidades desde que comenzó a comercializarse hace 28 días.
Los más previsores encargaron su “tableta” iPad por correo para no quedarse sin ella, pero Apple advirtió de que se han producido retrasos en los repartos y que habrá quien tenga que esperar.
Sin embargo, ya hay gente que el jueves recibió el iPad en casa sin colas ni esperas, un día antes de su lanzamiento.
El iPad, de un grosor de 1,34 centímetros, 680 gramos de peso y diez horas de autonomía, recuerda al iPod Touch pero en versión gigante con pantalla táctil a color de 9,7 pulgadas.
Cómodo y manejable, del tamaño de una libreta, el iPad permite jugar, navegar por Internet, leer, ver fotos, vídeos, películas y escuchar música.
Al igual que el iPod, su hermano pequeño, tiene conexión directa con las tiendas de música y aplicaciones propiedad de Apple, la empresa de Steve Jobs.
Sin embargo, la gran novedad del iPad es el iBooks, tienda y ciberlector de libros electrónicos a la vez, aunque de momento solo están disponibles títulos gratuitos no sujetos a derechos de autor, a la espera de que se alcancen acuerdos con las editoriales.

Londres / Efe
Ver comentarios