Enviar
Lo más destacado


1. Nano desata furor en Detroit
El vehículo de que más se habló en el salón del automóvil de Detroit este año ni siquiera estuvo presente. Es el Nano de Tata Motors Ltd., que se vende a $2.500. El Nano no podría satisfacer las expectativas de los consumidores de los países desarrollados en cuanto a características de confort para las personas como el aire acondicionado, dijeron ejecutivos del sector automovilístico. Aun así, todos se preguntan cómo responder a él.


2. Geely planea fábrica en México
La mayor compañía automovilística privada de China, planea construir una fábrica en México y producir modelos específicos para Estados Unidos a fin de entrar al mayor mercado de automóviles del mundo. Geely se une a China FAW Group Corp. en anunciar planes de una planta mexicana.


3. China e India sumidos en desconfianza
Los dos países emergentes que más rápido crecen del planeta, China y la India, dejaron vislumbrar que, pese a su progresiva empatía, aún no se coordinan en el baile comercial, con barreras, recelos y un rampante déficit para la parte india. En su primer viaje a China, el primer ministro indio, Manmohan Singh, pidió menos obstáculos a la entrada de las exportaciones.


4. Castro reconoce sus limitaciones
El líder cubano Fidel Castro, quien apareció en televisión, afirmó en una nueva reflexión que no está capacitado físicamente para realizar actos públicos y que se limita a hacer lo que puede: escribir, pero sigue sin aclarar si el ejercicio formal de sus cargos al frente del Gobierno ha concluido.


5. Bogotá y Caracas intercambian acusaciones

La tensión entre los gobiernos de Colombia y Venezuela por una propuesta del presidente Hugo Chávez a favor de la guerrilla colombiana se elevó con una nueva escalada verbal en la que terció un alto mando militar estadounidense.
Un día después de haber sido acusado de “injerencia” en los asuntos del vecino país, el Gobierno de Venezuela afirmó que el de Colombia no está comprometido con la paz, y ratificó su propuesta de buscar una fórmula que “regularice” el conflicto armado colombiano.







Hecho Principal:
Bush quiere evitar recesión


El paquete de medidas que apruebe el Congreso para evitar la recesión de la economía de Estados Unidos debe incluir deducciones fiscales para empresas y particulares, dijo a un grupo de legisladores el presidente George W. Bush.
El mandatario sostiene que la economía del país necesita el plan de manera urgente para no caer en la recesión, tal y como dijo en el Congreso el presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke.
Bush mantuvo una conversación telefónica con varios líderes del Congreso, a los que trasladó su opinión sobre las medidas que se han de poner en marcha para que los consumidores tengan más dinero en su bolsillo, y se pueda reactivar la economía.
Según medios estadounidenses, el jefe de la Casa Blanca se mostró partidario de que haya deducciones fiscales para las empresas y desgravaciones para particulares, así como ayudas económicas para los desempleados y más recursos en cupones para alimentos.
El gobernante no forzará una extensión del plan de recortes de impuestos que puso en marcha en el 2001 y en 2003, porque se encontraría probablemente con la negativa del Congreso, que está en manos de los demócratas.
Aunque se desconoce la magnitud que tendrán las medidas económicas, la portavoz de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, mencionó que podría ascender a $100 mil millones.
La portavoz de la Casa Blanca, Dana Perino, dijo que existe un consenso entre los republicanos y demócratas en el Legislativo acerca de la necesidad de tomar medidas para evitar la recesión económica.
El presidente de la Reserva Federal, que intervino ante el Congreso, también dijo que el paquete de iniciativas debía ser temporal, para no disparar el gasto y agravar el déficit presupuestario.
En las últimas semanas varias firmas de analistas han mostrado su preocupación por la situación económica en la que se encuentra el país, debido al crecimiento del desempleo, la crisis inmobiliaria, la restricción del crédito y la caída del consumo.
Los economistas del banco de negocios J.P. Morgan calculan que Estados Unidos solo creció un 1% en el último trimestre de 2007, muy lejos del 4,9% de los tres meses anteriores.
Además, Merrill Lynch, Morgan Stanley y Nomura Securities predicen que el conjunto de la economía estadounidense entrará en recesión en 2008.
Ver comentarios