¡Listos para arrasar!
Elías Aguilar será de nuevo el indiscutible “diez” del campeón Herediano, acuerpado por el talento de Sánchez, Ramírez, García y Leitón. Imagenesencostarica.com/larepublica
Enviar

Hernán Medford ha construido una estructura en su formación estelar que ha llevado al Herediano bajo su dirección técnica en dos oportunidades al título.

El esqueleto de esa formación ha sido montado bajo las habilidades de Leonel Moreira en la portería; Keyner Brown, Pablo Salazar, Johnny Acosta y Leonardo González en defensa; el fuerte binomio de volantes centrales con Randall Azofeifa y Óscar Esteban Granados; el indiscutible “diez” del equipo, Elías Aguilar y el ariete y goleador Jairo Arrieta.

Nueve jugadores estelares, todos de primer nivel, base en la ruta a la corona y alrededor de ellos otras figuras que fueron campeonas en el Clausura y además, han llegado refuerzos de peso, todo dispuesto para que el monarca arrase en la nueva competencia.

Repasemos cómo en el carril derecho se alternaron Willian Quirós y Allan Miranda, uno de los pocos que dejaron las filas del Team y cómo el novel José Leitón se fue apropiando del carril izquierdo, lo que permitió a “El Pelícano” mover a Leo González al centro de la zaga.

En la cintura, José Miguel Cubero, alternativa como volante central se va a probar suerte a España, pero el monarca suma tres mediocampistas en la parte creativa, todos de características técnicas similares: José Sánchez, Esteban Ramírez y Jimmy Marín, tres diamantes en la joyería del plantel.

Y está en ofensiva el siempre pimentoso Víctor “Mambo” Núñez, un delantero veterano, con gol y confiable.

Con esta planilla le hubiera bastado al Herediano para defender su corona con poco problema, pero resulta que en el receso, se reforzaron aún más, no más, mucho más y entonces suman en defensa a dos seleccionados nacionales de Copa Oro: Jhamir Ordain y al espigado Juan Pablo Vargas, que viene de Belén.

Gustavo Jiménez, Rooney Mora, René Miranda y Esteban Espinoza son futbolistas polifuncionales que Medford podrá utilizarlos como ajustes en cualquier zona del equipo que se le debilite.

Pero, donde el Herediano dio el campanazo a la hora de reforzar su nómina fue en zona de ataque, en la parcela de los incendios, en la instalación de la metralla, al firmar a los goleadores Luis Ángel Landín y Julio Cruz, además regresó a la nómina Jonathan Hansen, uno de los mimados de la fanaticada y como regalo anticipado de Navidad, vuelve a la ofensiva José Guillermo Ortiz, tras su breve y poco exitoso paso por la MLS.

¡Este es el tsunami florense!

El “Huracán” como muchos llaman al campeón nacional, dispuesto a derrumbar rivales con dos propósitos: revalidar el título y ver si es posible destrozar el techo de los clubes nacionales en la Liga de Campeones de la Concacaf.

 

Jafet el Grande

Hace muchos meses, un minuto después de instalarse como gerente deportivo del Club Sport Herediano, Jafet Soto llamó a toda la feligresía del club rojiamarillo, dirigentes, cuerpo técnico, jugadores y misceláneos y dictó sentencia.

“Estoy harto de que en el fútbol costarricense solo se cite a dos clubes como grandes: Saprissa y Alajuelense. Estoy dispuesto a hacer lo que haya que hacer, para que los costarricenses y sobre todo la prensa deportiva, empiecen a reconocer al Herediano como uno de los grandes de nuestro fútbol.

Vamos a pelear en todos los estrados que el reglamento nos permita, para hacer valer esa distinción, en lo administrativo y lo futbolístico y vamos a hacer en cada temporada, un equipo para ser campeón”, exclamó Jafet.

“Herediano siempre ha sido histórico y grande”, gritó el gerente y es nuestra obligación, recordarles a los costarricenses esa distinción”.
Dicho y hecho.

 

Ver comentarios