Logo La República

Sábado, 24 de agosto de 2019



NACIONALES


Intereses, el único camino es hacia abajo

Wilmer Murillo [email protected] | Lunes 08 junio, 2009



Baja inflación es uno de los aspectos que presionarían las tasas a una reducción
Intereses, el único camino es hacia abajo
Disminución favorecería a quienes posean créditos referenciados al indicador

Luego de casi un mes sin experimentar movidas, la tasa básica pasiva (TBP) podría iniciar un proceso bajista hasta ubicarse en alrededor de un 10%.
La variable, ahora en un 11,25% no registra cambios desde el 7 de mayo, lo que sugiere que ha entrado en un periodo de estabilidad.
Sin embargo, la presión hacia una baja se podría dar desde varios flancos, lo cual representaría un alivio para quienes posean créditos referenciados a este indicador.
El primero tiene que ver con el hecho de que las tasas reales resultan elevadas, dada la baja inflación que existe actualmente.
Esto es porque los intereses activos —en promedio del 19% en los bancos— generan un gran “spread”, a favor de los intermediarios.
En segundo lugar la tasa interanual de inflación está actualmente en el 9,52% y este es el factor que determina las expectativas de la gente.
“Cuando ven que la tasa interanual de inflación está por debajo de un 10% y es de solo el 1% la acumulada en cinco meses, también esperan que los intereses se comporten a la baja en el futuro cercano”, explicó Fernando Estrada, gerente de Estrategia de INS Valores.
Esa expectativa abre además espacios para que el mecanismo de transmisión de la política monetaria del Banco Central (Central Directo) refleje bajas en los intereses, sin generar inflación.
“El truco es ver cuándo puede bajarlas la autoridad monetaria sin hacer que recrudezca el alza de los precios”, agregó Estrada.
Hay otra razón para que las tasas tiendan a la baja, y es que los bancos comerciales tampoco están presionando este indicador, tal como se desprende de sus bajas captaciones.
Esto se debe, en primer lugar, a que la cartera de préstamos entre enero y mayo no está creciendo al mismo ritmo que antes, porque el crédito es caro, hay una desaceleración de la economía y ha subido el nivel de las restricciones.
Por ello, los bancos no necesitan captar más para prestar. “El crédito está bastante deprimido y eso hace que los bancos no hagan un mayor esfuerzo por captar, cosa que normalmente se hace aumentando las tasas de interés. Por eso no ha habido presión al alza”, explicó Gerardo Porras, gerente del Banco Popular.
Por otro lado la TBP y en general las tasas de interés hasta abril del año pasado estaban desajustadas. “Ahora están en nivel positivo en términos reales, en especial considerando la inflación esperada”, explicó al respecto Félix Delgado, economista de Consejeros Económi
cos y Financieros (Cefsa).
Asimismo, no hay mayor demanda de fondos en situación de desaceleración económica, por lo que tampoco hay presión alcista en las tasas de interés, coincidió el economista.
La TBP estuvo tocando niveles del 12% debido a un proceso de colonización… siento que caerán hasta un 10,25%, dijo por su lado Isaac Castro, economista.

La inflación, principal motor del alza o baja de los intereses, les está quitando presión, pues la tasa real positiva es ahora del 2,67%.
La colonización sería otro efecto de este ajuste de los intereses de acuerdo con el experto, pues la gente en determinado momento va a encontrar un diferencial a favor de los depósitos en colones.
“Esperaría que se cambien de dólares a colones para sacar partido de esa ganancia, lo que a su vez contribuiría a bajar aún más la Tasa Básica Pasiva”, señaló Castro.
Desde hace meses, empresarios y banqueros han solicitado —sin éxito— al Central bajar las tasas de interés para reactivar la demanda de crédito y con ello la actividad productiva. Tal parece que ahora sí podrían ser escuchados.
En ese sentido ya el Banco Central disminuyó en 0,30 puntos porcentuales las tasas de interés de las inversiones a más de un año plazo en su ventanilla electrónica de Central Directo.





Wilmer Murillo
[email protected]