Enviar

Estabilidad en precio de servicios básicos podría amortiguar impacto

Inflación debería empezar a bajar

Tasas de interés subirían para mantener a raya el crecimiento de precios

201408042249030.n2.jpg

Los bienes regulados, como los servicios públicos y los combustibles, ya no deberían subir más por el resto del año para que pueda cumplirse la meta de inflación prevista por el Banco Central.

201408042249030.n22.jpg
Si resulta imposible controlar que los servicios suban, el Banco Central podría verse obligado a detener el crecimiento de precios subiendo las tasas de interés, lo que podría afectar a quienes toman créditos.
La inflación para los primeros siete meses del año llegó al 5,1%, con lo cual superó en nueve décimas la meta máxima impuesta por el Banco Central.
El objetivo es que la meta inflacionaria se mantenga dentro de un rango de 3% y 5% durante el año, aunque es posible que existan meses en que se sobrepase. Incluso no se trata de llegar a fin de año con menos de 5%, sino que esto debe ser una meta por un periodo sostenido.
Sin embargo, el acumulado de los últimos 12 meses también sobrepasó la meta, al alcanzar el 5,2%.
Si queremos que la inflación de agosto cierre por debajo del 5%, y suponiendo que el resto de productos aumente a la misma tasa del mes pasado, servicios como el agua, la electricidad y el precio de la gasolina deberían bajar, en promedio, un 4%.
Precisamente, estos tres factores explican casi dos terceras partes del aumento inflacionario de julio.
Para este mes se anuncia una pequeña rebaja en los combustibles y se espera que la energía no suba más en los próximos meses, lo que ayudaría a retomar el camino de la meta inflacionaria que tiene el Gobierno.
Tampoco se espera que en ese lapso se produzca un alza en el tipo de cambio del dólar, el cual, muchos afirman, tuvo un efecto sobre los bienes importados, los cuales representan más del 50%, incluido el combustible.

Rodrigo Díaz
[email protected]
@La_Republica



Ver comentarios