Enviar
Lunes 19 Agosto, 2013

En una empresa no es común que cuando se desea contratar un gerente, se tome el parecer a los empleados en relación con las características que debería tener el superior


Importancia en la selección de buen gerente

Con mucha frecuencia en las distintas organizaciones existe gran inquietud en relación con la contratación de un nuevo gerente o la preocupación porque el titular, no está cumpliendo a satisfacción con sus obligaciones, lo que provoca disconformidad en los directores.
Las razones pueden ser muy variadas, entre ellas la poca experiencia o conocimientos administrativos, carencia de liderazgo, desinterés, o por no tener claro su ámbito de acción, aspectos muy importantes para lograr un buen desempeño al mando de la organización.
Por lo general, las empresas optan por contratar para esta importante posición a alguien con el siguiente perfil: un profesional, con gran experiencia, de acuerdo con el incentivo salarial que se escogería dentro del paquete de compensación; sin embargo es necesario tomar en cuenta otros aspectos que son relevantes para el crecimiento de la organización.
Debe contar con gran habilidad administrativa y gerencial que le permita enfrentar con éxito las actividades cotidianas, no provocar división entre los integrantes de la junta directiva, ser una persona honesta, implementar mecanismos de control, evaluar el trabajo del personal, tener capacidad de reconocer y respetar los sentimientos del personal, contar con gran capacidad para identificar y resolver problemas.
Saber escuchar y comunicar es un requisito muy valioso para generar un buen ambiente laboral. También debe mantener una muy buena relación con clientes, proveedores, empresas públicas y privadas.
Un gerente debe además, contar con cualidades y atributos para ejercer un liderazgo positivo, de lo contrario se podría crear un ambiente laboral no conveniente de tensión y conflicto, dificultando la integración efectiva de los equipos de trabajo, provocando gran desmotivación en los empleados. Deberá ser capaz de influir positivamente en los subalternos, utilizando su potestad con responsabilidad, generar confianza, resolver y anticiparse a los conflictos laborales.
En una empresa no es común que cuando se desea contratar un gerente, se tome el parecer a los empleados en relación con las características que debería tener el superior, posiblemente si lo hicieran dirían que, debe ser un jefe capacitado, experimentado, honesto, respetuoso, amable, con carácter estable, firme, ecuánime, justo, conciliador, franco, equitativo y trabajador. Quizás si se les consultara sobre el perfil que debería tener el jefe, el proceso de selección podría ser más acertado.
En la actualidad, las empresas enfrentan gran cantidad de desafíos que podrían poner en peligro su participación en un mercado cada vez más competitivo, lo que obliga a un buen gerente y subalternos, a redefinir las estrategias más adecuadas que les permitan cumplir con las metas y objetivos y así obtener buenos resultados.

José Francisco Bolaños Arquín

Administrador de negocios
[email protected]