Enviar
Iglesia salvadoreña pide transparencia


Arzobispo salvadoreño señala que partidos políticos deben ser “vigilados”

San Salvador
EFE

El arzobispo de San Salvador, Fernando Sáenz Lacalle, exhortó al Gobierno a supervisar la procedencia de los fondos que utilizan los partidos políticos para sus campañas y al FMLN a que “no tenga ninguna clase de relación comprometedora con Venezuela”.
La autoridad eclesiástica pidió en rueda de prensa, tras celebrar la misa dominical, que “las autoridades de El Salvador sean respetuosas de la limpieza del proceso electoral”, ante los comicios presidenciales, legislativos y municipales de 2009.
Un reciente informe de inteligencia estadounidense, que considera al Gobierno de Venezuela como “desestabilizador” en América Latina, advierte que el presidente, Hugo Chávez, podría financiar “generosamente” la próxima campaña electoral del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN, izquierda), principal partido de oposición.
Lacalle solicitó “al FMLN, para que no tenga ninguna clase de relación comprometedora con el Gobierno de Venezuela”, y agregó que no hace “ningún llamado al presidente venezolano, porque no hace caso a los obispos. Sería inútil”, concluyó.
Así mismo, el prelado dijo que todos los partidos políticos deben ser “vigilados” y de comprobarse alguna “fuerza externa debe de ser controlada”.
Por su parte, el candidato a la Presidencia del FMLN, Mauricio Funes, en declaraciones a medios locales, restó importancia al informe estadounidense al afirmar que “sólo son unas líneas de un informe que no tiene más de 27 palabras... donde la referencia al FMLN es algo marginal”.
Se trata del informe anual del director de inteligencia nacional de Estados Unidos, Michael McConell, que presentó el pasado martes al Comité de Inteligencia del Senado.
Funes aseguró que su partido no recibirá ayuda de Chávez, pero que sí puede hacerlo de salvadoreños residentes en el extranjero, porque ello es legal.
También puso en duda la credibilidad de los autores del documento y defendió la ayuda social que da el Gobierno de Venezuela a varios países latinoamericanos.


Ver comentarios