Enviar
IBM vende nuevo superordenador


San Francisco- International Business Machines Corp. ha presentado un superordenador más rápido y que consume menos energía, con lo que intensificó su competencia con Hewlett-Packard Co. y Dell Inc. en el mercado de clientes corporativos.
El superordenador puede trabajar un 50% más deprisa y manejar un 70% más de trabajo que los actuales superordenadores de IBM, dijo en un comunicado la empresa, con sede en Nueva York. Esto reduce el coste de la energía hasta un 85%, dijo la empresa.
IBM, el mayor vendedor de superordenadores, está rediseñando las máquinas para competir mejor con las redes de servidores, que pueden proporcionar páginas web y archivos computarizados más baratos. Con nuevos programas para gestionar ventas online y operaciones financieras, IBM se propone reanimar las ventas de una tecnología inventada hace décadas.
“El superordenador era visto como una tecnología de legado, pero ahora esta consolidando nuevas funciones de aplicaciones que alguna vez manejaron redes de ordenadores más pequeños”, dijo Brad Day, analista sénior en Forrester Research Inc.
IBM invirtió $1.500 millones en desarrollar la nueva máquina, dijo en una entrevista telefónica Mark Anzani, vicepresidente responsable del proyecto. Se trata del primer superordenador nuevo de la empresa desde julio de 2005. Los precios empiezan a partir de $1 millón, dependiendo de la configuración.
El superordenador, denominado z10, permite a las empresas compartir, monitorizar y automatizar mejor la información entre millones de usuarios, dijo IBM. La máquina tiene capacidad para casi 1.500 servidores estándar, con un 85% menos de consumo de energía.
El z10, ahora disponible, usa hasta 64 de los llamados procesadores multinúcleo (quad-core processor, en inglés). Eso significa que hay cuatro procesadores por cada pieza de silicio. El anterior modelo, el z9, tenía 54 procesadores de doble núcleo.
IBM tiene por objetivo a empresas “que en el pasado no habían hecho mucho con superordenadores”, además de los actuales clientes, dijo en una entrevista a Bloomberg Television Steve Mills, responsable de la filial de programas de la empresa.
Los ingresos de IBM por ventas de superordenadores cayeron un 15% en el cuarto trimestre, tras bajar un 31% en el trimestre previo, cuando los clientes esperaban el nuevo modelo. Ello contribuyó a una caída del 3% en las ventas de hardware a $21.300 millones el año pasado, aún cuando los ingresos aumentaron un 8% a $98.800 millones.


Ver comentarios