Enviar
Obra lleva un 78% de avance
Hospital de Heredia estará listo en enero
“El antiguo hospital era pequeño, hacinado, incómodo e insalubre en algunos sitios”, dijo María Luisa Avila, ministra de Salud

La finalización del nuevo centro de salud San Vicente de Paúl en Heredia está prevista para el 28 de enero de 2010 y se espera que empiece a funcionar en el primer semestre de ese año.
EDICA Limitada, empresa encargada de la obra, había estimado que duraría dos años, es decir hasta el 10 de diciembre próximo.
El atraso se debe a cambios y mejoras, entre estos una planta potabilizadora de agua y un cambio en un muro.
La adjudicación inicial fue por $85 millones, pero debido a los reajustes de precio efectuados ahora la inversión total será de $95 millones.
El costo del proyecto incluye el equipamiento médico hospitalario, pues la licitación contempla su compra e instalación por $20 millones.
“Esto incluye todos los muebles que requiera el nuevo hospital para empezar a operar”, indicó Mario Lara, gerente general de EDICA Ltda.
Actualmente la obra tiene un 78% de avance en la parte constructiva y un 3% en equipamiento.
Una vez entregado el proyecto por parte de la constructora, la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) iniciará un proceso de recepción en el que se probarán los equipos y los sistemas instalados. Se espera que la población herediana pueda contar con los servicios médicos en el segundo semestre del año entrante.
El traslado del equipo del antiguo San Vicente de Paúl a las nuevas instalaciones se realizará durante los primeros meses del año, mediante una estrategia denominada “Puesta en Marcha”.
Los primeros servicios que se trasladarán son vigilancia y mantenimiento y el último, pero primero en iniciar operaciones en el hospital será el de Urgencias.
El nuevo hospital pretende atender a toda la población herediana, es decir alrededor de 300 mil habitantes, indicó en ese sentido Gabriela Murillo Jenkins, gerente de Operaciones de la Caja de Seguro Social.
También como parte de las mejoras, las paredes interiores del hospital quedarán más resistentes al fuego mediante un proceso llamado compartimentación. Esta fue una exigencia del departamento de bomberos del Instituto Nacional de Seguros.
Este hospital se está preparando para atender la morbi-mortalidad, de la población herediana, según el perfil epidemiológico de acuerdo con las proyecciones a 2020.
“Yo trabajé en emergencias del antiguo hospital durante mis primeros años como pediatra y la diferencia es abismal, era pequeño, hacinado, incómodo e insalubre en algunos sitios”, comentó al respecto María Luisa Avila, ministra de Salud.

Vanessa Chaves
[email protected]
Ver comentarios