Logo La República

Domingo, 21 de julio de 2019



NOTA DE TANO


Herediano con zona de ataque de alto voltaje

Gaetano Pandolfo [email protected] | Jueves 11 julio, 2019

José Guillermo Ortiz con escudo de herediano

El regreso a la línea de metralla del Club Sport Herediano de Yendrick Ruiz, después de su corto paso por el fútbol boliviano, de inmediato hizo recordar a los seguidores del Team los estragos que el hermano de Bryan dibujó en territorio enemigo, al lado de José Guillermo Ortiz, y que ayudaron a las huestes de Jafet Soto a conquistar la corona 27.

Pero no solo Yendrick regresa a la artillería del Herediano, pues retornan a la zona de ataque dos explosivos y jóvenes delanteros que estaban a préstamo en otros equipos; quienes, sin duda, formarán una cuarteta de lujo con los anteriormente citados: Francisco Rodríguez, uno de los máximos goleadores del pasado Clausura, que jugó para la Universidad de Costa Rica, y uno de mis delanteros favoritos, Alberth Villalobos, quien fue campeón con San Carlos y que formó un ataque de peso al lado de Álvaro Saborío y Marco Mena.

Lea más: Jafet Soto no le dio “pelota” a la cuarteta mexicana

¡Lástima que en el fútbol moderno la planificación de los partidos y sistemas de juego hayan cambiado tanto! Hoy, miles de equipos en todo el mundo juegan con solo un delantero.

Los viejos del barrio recordamos la revolución futbolística que presentó Brasil, con su famoso 4-2-4 al final de los años 50, y que varió el 3-2-5 con el que los mismos brasileños ganaron el Mundial de Suecia 58.

Nos imaginamos a un Herediano iniciando el Apertura con un 4-2-4, donde Yeltsin Tejeda y Juan Bustos Golobio, por citar a dos piezas vitales que Jafet cuenta para reforzar la zona medular del equipo, empujaría a una línea de ataque formada por Villalobos, Ortiz, Rodríguez y Ruiz, que pondría a temblar a la retaguardia enemiga más pintada.

Pero, lo nuestro es mera imaginación, porque sabemos que al final de cuentas, habrá partidos donde el Herediano, a pesar de contar con este cuarteto de peso en ataque, iniciará con solo uno de ellos o a la sumo dos.

Lea más: Herediano es el club que más jugadores aporta a lista preliminar de Copa Oro

Esto porque ahora se planifican los partidos con sistemas que refuerzan la defensa y debilitan el ataque, sobre todo ese 4-1-3-1-1, donde se para un solo volante central y el segundo “delantero” juega a la espalda de su compañero atacante, usualmente con tres marcadores en su nariz y espalda.

Sería espectacular y novedoso ver a un Herediano jugando con este cuarteto unido en ataque, y quien debe tomar la novedosa decisión es su timonel Jafet Soto, el hombre que puso a vender humo al gerente del Alajuelense, Agustín Lleida.

[email protected]