Enviar
Firma de contratos se efectuaría el 5 de mayo, tres días antes del traspaso
Frecuencias celulares serían adjudicadas por este gobierno
• Concurso de licitación se publicará el 5 de febrero
• Cinco compañías muestran interés en luchar por las tres bandas disponibles


Danny Canales
[email protected]

Las tres empresas privadas que incursionarán en el mercado de la telefonía celular costarricense serán escogidas antes de que concluya este gobierno.
Si todo sale como está previsto, el 5 de mayo Óscar Arias, presidente de la República, firmaría el contrato con las compañías que se adjudiquen las tres concesiones de las bandas radioeléctricas que se sacarán a concurso el próximo mes. La administración Arias concluye el 8 de mayo próximo.
El cronograma mediante el cual se darán las frecuencias radioeléctricas a operadores celulares privados fue anunciado ayer a los representantes de los conglomerados que le siguen el paso al concurso, por parte de los directivos de la Superintendencia de Telecomunicaciones (Sutel).
En este proceso se darán tres frecuencias: una en la banda 850 MegaHertz (MH), otra en la de 1.800 MH y la última en 2.100 MH. Ninguna empresa se podrá adjudicar más de una frecuencia; ello con el fin de asegurar cuatro participantes en el país, incluyendo al estatal Instituto Costarricense de Electricidad (ICE).
El concurso se hará mediante una subasta híbrida, explicó George Miley, presidente de la Sutel. Eso significa que la Superintendencia seleccionará en una primera etapa a las compañías que tengan el mejor perfil. Para ello se fijaron algunos requisitos como que no les hayan cancelado la concesión en otro país, que posean más de 3 millones de clientes entre los países donde operan y que facturen por lo menos $700 millones al año.
Por su parte, aquellos conglomerados que cumplan con los requisitos anteriores pasarán a la siguiente etapa, la cual consistirá en el concurso financiero. En este caso se adjudicarán las frecuencias a los tres grupos que ofrezcan más dinero por ellas.
Las tres concesiones se otorgarán por un lapso de 15 años, con posibilidad de una prórroga por otros diez, expuso Miley, quien sin embargo destacó que si una empresa incumple los lineamientos técnicos, podría perder el permiso para operar.
En la cita de ayer participaron cinco empresas, que son las mismas que le han seguido el paso al concurso desde que se dio la apertura del mercado de las telecomunicaciones en la Asamblea Legislativa a mediados de 2008.
Estas son Digicel, Millicom, Telefónica, Cable & Wireless y América Móvil. Dos de los cinco grupos interesados quedarán fuera del mercado nacional.
“Tenemos mucha expectativa con el proceso que están desarrollando y vemos con buenos ojos la importancia que se le está dando al tema de la transparencia”, destacó José de Gracia, vicepresidente de Cable & Wireless.
América Móvil es otra empresa que anunció su interés en participar en la concesión. Su intención es introducir al país servicios de calidad, mediante una red telefónica de última generación, comentó Ricardo Taylor, director general de Claro Costa Rica, marca comercial de América Móvil.
Desde el pasado 22 de diciembre el Poder Ejecutivo instruyó a la Sutel para que iniciara la concesión de las frecuencias. Eso se dio luego de que el ICE acordara devolver el 54% del espacio que tenía ocupado del espectro radioeléctrico para permitir el ingreso de nuevos operadores.
Aunque en un principio se había estimado que el trámite de concesión demandaría unos seis meses, se espera que el proceso se resuelva en tres, merced a que pese al atraso en la devolución de las frecuencias del espectro, las autoridades venían trabajando en el concurso, explicó Hannia Vega, viceministra de Telecomunicaciones.
Sobre la entrada en operación de los nuevos participantes en el mercado de la telefonía celular, se estima que esto ocurrirá en el primer trimestre del año entrante.
Lo anterior porque una vez que el Presidente firme los contratos, se abrirá un periodo de apelaciones que se podría extender hasta setiembre y luego las compañías deberán empezar la instalación de su red, expuso Miley.
“Las empresas exitosas tardan tres o cuatro meses instalando sus antenas y demás equipo y las menos exitosas tardan hasta un año… estimo que la primera llamada celular por un operador privado se dará en el primer trimestre de 2011”, comentó Miley.
La apertura del mercado celular fue posible por los compromisos asumidos por el país en el Tratado de Libre Comercio entre Centroamérica-República Dominicana y Estados Unidos.


Ver comentarios