Logo La República

Jueves, 25 de abril de 2019



NACIONALES


Ford anunció que sus autos podrán “hablar” y “negociar” entre sí, con personas y semáforos

Tecnología de comunicación transmite información a otros autos, semáforos y personas

Walter Herrera [email protected] | Miércoles 16 enero, 2019

En la práctica, advertirá cuando haya accidentes en el camino, proveerá a los conductores de distintas opciones para elegir las rutas más rápidas y seguras.CES/La República
En la práctica, advertirá cuando haya accidentes en el camino, proveerá a los conductores de distintas opciones para elegir las rutas más rápidas y seguras.CES/La República


En el marco del CES 2019, el mayor evento de tecnología del mundo, en Las Vegas, Estados Unidos, Ford Motor Company realizó importantes anuncios relacionados a la movilidad.

En el evento, Ford demostró cómo está construyendo un ecosistema para cumplir con su promesa de crear vehículos inteligentes para un mundo inteligente, que ayudará a las personas a moverse de manera más confiable, libre y segura.

Ford está diseñando intencionalmente un negocio autónomo, logrando que todo funcione en conjunto con el usuario como centro de todo.

Este año Ford anunció una tecnología de comunicación inalámbrica llamada C-V2X que tiene la capacidad de “hablar” y “escuchar” a vehículos similarmente equipados, personas e infraestructura de gestión del tráfico como los semáforos, con la finalidad de transmitir información importante y ayudar a que la movilidad de la ciudad sea más segura y menos congestionada.

Esta tecnología se aplicará en todos los modelos de Estados Unidos que se fabriquen a partir de 2022.

De esta manera, los conductores pueden saber a qué se aproximan, incluso antes de encontrarse con ello.

La señalización en ruta podría otorgar advertencias de accidentes recientes con anticipación, o proveer más información respecto de una construcción vial brindándoles a los conductores la opción de elegir una ruta alternativa o movilizarle de manera más segura a través de zonas en obra.

Cruzar intersecciones será muchísimo más fácil ya que los vehículos serán capaces de comunicarse entre sí para “negociar” cuál es el que debe pasar primero.

De la misma forma, un vehículo que está involucrado en un accidente puede reportar su estatus a vehículos que se encuentren en una ubicación cercana, brindándoles una notificación anticipada de una situación potencialmente peligrosa.

Incluso un peatón con un smartphone podría compartir su ubicación a otros vehículos, asegurando que todos aquellos que están en la ruta estén al tanto de personas que podrían estar fuera de su espectro de visión.