FMI cifra hipotecas en $945 mil millones
Enviar
FMI cifra hipotecas en $945 mil millones


Washington- El Fondo Monetario Internacional dijo que las pérdidas financieras procedentes de la crisis hipotecaria estadounidense podrían alcanzar el $1 billón, aludiendo al “fracaso colectivo” para predecir la amplitud de la crisis.
La caída de los precios de la vivienda en Estados Unidos y el aumento de la morosidad podría llevar a unas pérdidas de $565 mil millones en el mercado hipotecario, dijo el FMI en su informe de Estabilidad Financiera Global, distribuido ayer en Washington. Las pérdidas totales, incluyendo los activos vinculados a inmuebles comerciales, y préstamos a consumidores y empresas, podrían alcanzar los $945 mil millones, dijo el Fondo.

La previsión indica que lo
peor de la contracción crediticia podría estar aún por llegar, debido a que los bancos y las sociedades de valores han declarado hasta ahora $232 mil millones en provisiones y pérdidas crediticias. Los responsables de la política económica, preocupados por que el deterioro de los balances pueda dañar el crecimiento económico, están presionando a las empresas a reunir capital.
“La actual crisis es más que un simple acontecimiento de liquidez, y refleja la profunda fragilidad de los balances y las débiles bases de capital, lo cual significa que sus efectos podrían ser más amplios, profundos y duraderos”, dijo el informe. El Fondo advirtió del riesgo de “una serie crisis de financiación y confianza que amenaza con continuar por un tiempo considerable”.
El informe de ayer llega días antes de que los ministros de Finanzas y los gobernadores de los bancos centrales de los 185 miembros del FMI se encuentren en Washington para las reuniones de primavera del Fondo y el Banco Mundial.
El Fondo, que predijo hace un año que cualquier efecto de una crisis hipotecaria “subprime” o de alto riesgo sería limitada, atribuyó la crisis a los sistemas regulatorios laxos y a una falta de comprensión sobre los riesgos en los productos financieros estructurados.
Las estimaciones de ayer del FMI exceden las de otros economistas, como los de UBS AG, que proyectaron en febrero que las entidades financieras podrían perder $600 mil millones.
Aunque las innovaciones financieras han traído algunas ventajas “los eventos de los ocho últimos meses también han mostrado que tienen un costo”, dijo el FMI. Al mismo tiempo, el Fondo advirtió a los Gobiernos que no se apresuren a aumentar la regulación, especialmente en cambios que “repriman indebidamente la i
nnovación o que puedan exacerbar los efectos de la actual restricción crediticia”.
Los bancos deberían mejorar la divulgación de la información y realizar las amortizaciones correspondientes “tan pronto como sea posible hacer cálculos razonables sobre su magnitud”, dijo el Fondo. También urgió a una supervisión más estricta del coeficiente de solvencia, y dijo que los responsables de la política económica deberían prepararse para nuevas crisis”, dijo el FMI.
“Sería recomendable que las autoridades prepararan planes de contingencia para hacer frente a grandes volúmenes de activos deteriorados si las amortizaciones llevan a una dinámica perturbadora y a importantes efectos negativos sobre la economía real”, dijo el informe.
El Fondo añadió que los responsables de la política monetaria deberán “estar preparados para atender de manera expedita las dificultades de las empresas financieras en problemas”.
El Fondo advirtió en el informe que aunque “los riesgos para la estabilidad financiera siguen siendo elevados” en todo el mundo, las economías de los mercados emergentes “han sido en general resistentes”. Aún así, la institución destacó el riesgo de un aumento de la inflación si la crisis `subprime' acelera la caída del dólar.
“Más presiones bajistas sobre el dólar, particularmente si” vienen “de crisis `subprime' o similares, podrían impulsar la liquidez y llevar a una intensificación de las presiones inflacionarias en algunos mercados emergentes”.

Ver comentarios