Fiscalía investiga supuesto tráfico de influencias en proyectos de vivienda
Enviar

Fiscalía investiga supuesto tráfico de influencias en proyectos de vivienda

La fiscalía investiga un supuesto tráfico de influencias en un proyectos de vivienda en Guararí de Heredia, luego de que presuntos afectados dijeran que fueron desplazados para incluir a otras personas.
Como parte del proceso, el Ministerio Público allanó las oficinas del Instituto Nacional de Vivienda y Urbanismo (Invu), y Banco Hipotecario de la Vivienda (Banhvi), en San José, y San Pedro, respectivamente.
Se trata de los proyectos Villa Paola y Radial 2, ambos financiados por el Banhvi por medio de una línea de crédito para erradicación de tugurios, según un comunicado oficial de la fiscalía.
Actualmente, no existen personas imputadas en la causa. Los presuntos delitos a investigar son supuesto tráfico de influencias e incumplimiento de deberes, pero no se descarta aparezcan nuevas figuras legales a lo largo del proceso.
“El objetivo es recolectar pruebas que permitan avanzar con un caso denunciado por cuatro personas, quienes estaban en lista de espera para ser beneficiados con proyectos habitacionales de interés social, pero que consideraron ellos que fueron excluidos de manera irregular”, indicó el Ministerio Público.
Las denuncias señalan que en sus lugares, el Invu supuestamente incluyó a familiares y amigos de funcionarios de esa institución estatal.
LA REPUBLICA intentó obtener una versión del Invu y el Banhvi, pero no se ha obtenido respuesta.
La denuncia trasciende en momentos en que la Contraloría General de la República determinara que el Sistema de Ahorro y Préstamo del Invu estaría en riesgo.
Se detectaron entre varios aspectos, de acuerdo al estudio, supuestas sumas negativas, así como presuntos sobregiros en transacciones de los montos de ahorro y de salidas de efectivo en el sistema.
Asimismo se habría detectado la acumulación del 11% de los contratos de ahorro en poder de algunas personas físicas y jurídicas. Entretanto, el sistema de computo estaría obsoleto.


María Siu Lanzas
[email protected]



Ver comentarios