Miércoles 19 septiembre 2018

Miércoles 19 septiembre 2018

Logo Acción en Rusia

Logo Acción en Rusia

¿Es Rusia el Mundial más emocionante de la historia?

Walter Herrera   [email protected] |  Viernes 6 Julio, 2018

Los rusos fueron la sorpresa en el actual Mundial. YURI CORTEZ-AFP/La República

Rusia 2018 se ganó el corazón de todos por su cualidad más notoria: está lleno de sorpresas, de cosas inesperadas.

Y así es que superó a Brasil 2014 y Francia 1998 teniendo 14 partidos definidos después del minuto 90 de juego.

El récord anterior era de siete partidos, y eso que aún queda por disputarse partidos de cuartos de final, semifinales, lucha por el tercer lugar y la final.

Es decir, un 25% de los partidos se definieron después del minuto 90.

De esos tantos, tres fueron de cabeza y uno de penal. Y si se contara desde los 80', la cifra aumenta de 14 a 17 encuentros.

Además, no solo el tiempo en que se anotaron estos goles dan para creer que este Mundial es de los más emocionantes, sino también porque una gran cantidad de países favoritos al título fueron eliminados prematuramente.

Por ejemplo Alemania, el actual campeón, que llegó como máximo candidato, no logró superar la primera fase por primera vez en la historia de los mundiales. Perdió ante México 1-0 y volvió a caer 2-0 ante Japón.

Con un apartado especial para las potencias futbolísticas que ni siquiera arribaron a Rusia, como Italia y Holanda.

Pero con los seleccionados también se van las grandes figuras del fútbol actual. Y así como Gianluigi Buffon y Arjen Robben, que no alcanzaron el que hubiese sido su último Mundial; las instancias definitorias del campeonato más importante del planeta no tendrán a Lionel Messi ni a Cristiano Ronaldo.

Pero, tampoco, a uno de los escultores del fútbol, como Andrés Iniesta, quien anunció su retiro de la selección española.

Los peces gordos del fútbol mundial dejaron expuestas sus debilidades futbolísticas –en muchos casos, acompañadas por contextos que transcienden lo deportivo– y los equipos con menos millones en la sumatoria de sus jugadores supieron ganar batallas, reconociendo sus flaquezas y, principalmente, dejándolo todo.

Y la mayor sorpresa de todas fue el combinado anfitrión, que clasificó a cuartos de final tras dejar por fuera a España en penales.

Este año, la mitad de los participantes de los octavos de final ya saben lo que es celebrar alzando el trofeo de campeón, mientras que Bélgica, Croacia, Rusia y Suecia podrían hacerlo por primera vez.


20180705160025.530.jpg