Enfermos fantasma
Enviar

Enfermos fantasma

201309301038091.atencion-ebais-mujeres.jpg
Al menos 355 mil personas que sacaron cita en alguno de los principales hospitales del país en los últimos tres años, dejaron tirada su responsabilidad de acudir al doctor, generando contratiempos al Seguro Social y a otras personas que quizás sí requerían la consulta médica.

El hospital Calderón Guardia fue el que mayor número de ausentes registró en consulta externa. Se trata de personas que sacan citas, pero no asisten a la valoración médica.

Los miles de citas desaprovechadas generan pérdidas a la institución y otros pacientes a quienes se les negó esa fecha por estar programada.

Así lo determinó un informe realizado por la Contraloría General de la República, que asegura que la Caja debe desarrollar un sistema para disminuir este número.

Un paciente ausente es una persona con cita en consulta externa, que transcurrida la hora límite indicada en el comprobante no se presenta para su atención. Su ausencia es razón suficiente para que se proceda a su sustitución por otra persona.

La sustitución de pacientes ausentes realizada en los hospitales durante el periodo 2006-2008 tuvo un costo superior a ¢5 mil millones.

En el periodo 2009-2012, el costo de los pacientes que no fueron reemplazados ascendió a ¢8 mil millones.

Los hospitales nacionales generales tienen la posibilidad de atender pacientes de recargo, que constituye la atención de personas en consulta externa adicionales a las que completan el cupo del horario programado. No obstante, si en una consulta externa se producen ausencias de pacientes y no se logran sustituir los espacios que quedan sin atención, no se podrá reportar ningún recargo.

El problema fue expuesto en los informes de fiscalización de la consulta externa de los hospitales generales nacionales emitidos por la Contraloría General en 2009.

La gestión que realice la Administración para sustituir con otros pacientes los campos que quedan sin utilizar, es de gran importancia para el mejor aprovechamiento de los recursos.

Para el periodo 2006-2008, se indicó que a pesar de que el hospital Calderón Guardia registraba la mayor proporción de ausentismo, un 19%, también fue el que presentó la mayor cifra de pacientes sustituidos, un 86%. Mientras que el México y San Juan de Dios, apenas alcanzaron sustituir el 37% y 19% de los pacientes ausentes.

Una de las principales estrategias planteadas por los hospitales generales para abordar el ausentismo se refiere a la implementación de un centro de llamadas para recordar a los asegurados sus citas, la cual no ha sido posible implementar por falta de recursos económicos.

“Implementamos mecanismos como el envío de mensajes tres días antes de la cita para recordar a las personas la fecha y hora, eso nos permitió disminuir la cantidad de consultas perdidas por esta causa”, explicó Manuel Rodríguez, representante del proyecto Expediente Digital de la Caja.

Angie Calvo
[email protected]
@La_Republica


Ver comentarios