Empresarios y analistas esperarían para medir impacto de Trump
Foto Bloomberg.
Enviar

La Cámara de Exportadores de Costa Rica, junto a la Promotora de Comercio y el Banco General, compartieron con representantes del sector y jerarcas de otras cámaras empresariales un desayuno empresarial para analizar el Impacto de la Administración Trump en la Economía y el Comercio Exterior.

En la actividad, los economistas, Gerardo Corrales y Alberto Trejos, fueron los responsables del análisis del eventual impacto tanto de la economía, como en el comercio exterior.

El consenso entro ambos, fue el de esperar, ya que es temprano para medir impactos, pero fueron enfáticos en que vienen cambios con la nueva administración en Estados Unidos, algo que las autoridades costarricenses deben analizar para no tener sorpresas.

“Las mismas empresas estadounidenses que están en el país, me dicen que es temprano para hablar sobre el impacto, y están en una posición prudente de observar las medidas y su posible reacción a las mismas. No creo que Costa Rica y el Cafta estén en la mira de prioridades para el señor Trump, sus prioridades son China, el Tratado para el Pacífico, México y Europa, donde tienen un déficit comercial importante”, explicó Corrales.

También indicó que el país debe seguir buscando cómo ser más dinámico en diversificar la oferta exportable y la atracción de turismo; así como poder entregar mayor competitividad a las empresas nacionales exportadoras, en temas como tipo de cambio real neutro, mayor inversión de capital en temas de infraestructura, mejorar la calidad de la educación ajustando los programas de estudio a lo que la demanda de mercado exige. Además, buscar la eliminación o agilización de trámites que afectan el comercio exterior.

Por su parte, Alberto Trejos cree que ese “proteccionismo” que pregonó Trump en campaña, se irá dando, ejecutando algunos puntos de forma más pronta que otros; pero que efectivamente, no cree que la relación con Costa Rica, sea una de las prioridades por cambiar.

“Ya sea el Cafta o el Nafta, Trump puede dejarlos sin efectos, las dos formas que los convenios lo permiten es por una decisión del Congreso (el cual es inmediato) o por el Poder Ejecutivo (que dejaría sin efectos el TLC seis meses después), hay que tomar en cuenta eso, por lo que es bueno pensar en lo que puede suceder por parte de las empresas y las autoridades”, explicó Trejos.

En cuanto a la inversión norteamericana en nuestro país, no ve con peligro las empresas de servicios, ya que son centros de costos para las operaciones reales de las empresas, que siguen teniendo sus casas matrices en Estados Unidos; pero el peligro lo ve en las empresas de manufactura.

 

Ver comentarios