El regreso del arce
“Costa Rica también tiene un largo trayecto en el respeto de los derechos humanos y queremos destacar estos principios compartidos entre nuestras naciones. Sentimos que Costa Rica tiene la capacidad y voluntad de implementar de forma exitosa proyectos relacionados con estas temáticas”, FCIL. Shutterstock/LA REPÚBLICA
Enviar

Canadá cumple hoy 149 años como Estado. “Queremos que esta ocasión sirva para revisar quiénes somos como país y adónde queremos llegar”, dijo el embajador en Costa Rica Michael Gort, a “Candilejas”.

Canadá ha contribuido enormemente con la cultura del país a través del Fondo Canadiense para Iniciativas Locales (FCIL). Más de $300 mil dólares estadounidenses a la cultura se han invertido en el país gracias a esta iniciativa.

Hace menos de un año, el Primer Ministro canadiense, Justin Trudeau, le envió un mensaje al mundo: “estamos de regreso”. 

El embajador Gort agrega: “Quiero pensar que nunca nos fuimos pero que, efectivamente, hemos decidido como país, entrar en una etapa en la que revisamos con conciencia y autocrítica cómo nos relacionamos con el mundo y como nación”.

Canadá sostiene que es un país construido con fuerzas indígenas, francesas y británicas, que moldearon su identidad y establecieron desde su esencia, que era una nación diversa, sobre todas las cosas.

“Se trata de un país caracterizado por una sociedad tolerante, pacífica y plural, que protege los derechos humanos, cree en la igualdad de género y ayuda a las personas más vulnerables alrededor del mundo”, dijo el Embajador.

En este sentido ha ayudado a Costa Rica a través del FCIL, trabajando con organizaciones y personas costarricenses como el CIPAC, apoyando la diversidad sexual, tomando en cuenta el contexto nacional y las necesidades de diferentes sectores poblacionales. Lo han hecho al apoyar a gran cantidad de personas costarricenses comprometidas con el desarrollo del país, demostrando la capacidad que tienen las organizaciones y agrupaciones para resolver y atender a problemas o situaciones que afectan a muchas y muchos.

En cuanto el estado de derecho, Canadá cree importante el debido proceso en cuanto a la aplicación de las leyes nacionales, por igual, sin distinción alguna, y con transparencia.

“Costa Rica tiene muchas leyes bien pensadas y fundamentadas, dice el embajador, y es importante que se cumplan con igualdad y transparencia”.

La Embajada canadiense ha hecho grandes contribuciones a la comunidad LGTBI, educando la Policía Nacional. Pero además es un país defensor de la igualdad de género. En primer lugar, la violencia basada en género o en orientación sexual es inaceptable hoy en día para el país del arce. Los derechos humanos, el respeto y la vida libre de violencia son principios que “cada uno y una de nosotros debemos tener y disfrutar. Estos principios son parte fundamentales de la política de Canadá tanto dentro de nuestro territorio como en todo el mundo, y queremos fomentarlos en cada acción que promovemos y apoyamos”, asegura la Embajada.

“Estamos de regreso”, dijo el Primer Ministro canadiense, y asegura que lo harán permanentemente.

Carmen Juncos y Ricardo Sossa
Editores jefes y directores de proyectos

[email protected]



Ver comentarios