Logo La República

Lunes, 21 de octubre de 2019



REVISTA ALEMANIA EN COSTA RICA 2018


El diálogo social: piedra angular de la formación profesional dual en Alemania

| Miércoles 03 octubre, 2018

Educación dual
Cortesía/La República


El sistema dual de formación profesional en Alemania es una forma comprobada de una primera calificación profesional para los jóvenes y una garantía de obtención de trabajadores calificados para toda la economía. Dual significa que el 70% de la formación se lleva a cabo en la empresa, el 30% en la escuela de formación técnica. En 2016 hubo 546.300 plazas de formación dual y a nivel nacional 1,32 millones de aprendices* en 326 profesiones duales reconocidas a nivel nacional.

En Alemania, el Estado y los interlocutores sociales -representantes del sector privado y sindicatos- tiran juntos en una misma dirección en el sistema dual. Juntos pretenden integrar a los jóvenes de acuerdo con los estándares mínimos a través de la educación dentro de la sociedad, educarlos para ser ciudadanos reflexivos, cualificarlos para una profesión con el fin de abrirles el camino para el aprendizaje permanente y al mismo tiempo cubrir las necesidades de profesionales cualificados de las empresas. Esta es una ganancia para todas las partes.

En el sistema dual alemán, los interlocutores sociales son socios igualitarios a diferentes niveles, desde la empresa hasta el nivel federal, en todos los gremios importantes que deciden acerca de la formación profesional dual. Por ejemplo, los representantes de los sindicatos, de los empleadores y de los profesores de escuelas de formación técnica integran juntos los comités de examinación (mínimo de tres personas), quienes realizan los exámenes intermedios y finales de los aprendices. Además, trabajan a través de sus delegados provenientes de las empresas, en el desarrollo de currículos duales vigentes a nivel nacional. Con ello aseguran la calidad de la educación dual a nivel nacional.

Asimismo, los empleadores y los empleados a través de sus principales organizaciones, están representados por igual dentro de los comités directivos respectivos a nivel regional y federal. Además del Estado, son miembros con iguales derechos de voto en el Comité Principal del BIBB (Instituto Federal de Formación Profesional), así como en sus subcomités y grupos de trabajo. El Comité Principal del BIBB se convierte así en el “Parlamento de la formación profesional”, en el que las decisiones se toman por consenso. Es central, porque asesora al gobierno federal sobre cuestiones fundamentales de la formación profesional y brinda recomendaciones políticas innovadoras para la organización de la formación dentro de las empresas.

En conclusión, la legislación y el desarrollo de estándares en formación profesional dual no se producen sin la participación y el consentimiento de los interlocutores sociales como actores relevantes y partes contratantes en el mercado laboral. Su participación en el diálogo social garantiza que la realidad de la práctica de la formación profesional sea capturada y tenida en cuenta. Su consentimiento se puede esperar que conlleve al éxito al implementar leyes, regulaciones y estándares, y por ende a una economía competitiva y un futuro para los jóvenes.

* ”Aprendíz”, en el sistema dual alemán, es una figura legal específica; se trata de un/a joven en formación en el ámbito de la empresa y la escuela de formación técnica, con contrato con la empresa y protegido por varias leyes.








© 2019 Republica Media Group todos los derechos reservados.