Ecoturismo es imán para extranjeros
Enviar

RESUMEN EJECUTIVO


El pasado fin de semana se inició la temporada de observación de delfines y ballenas, parte del ecoturismo que representa una creciente oportunidad de desarrollo económico para las comunidades.
Solo en los últimos tres años se ha triplicado la cantidad de personas, a 150 mil, que llegan a la Zona Sur para disfrutar este tipo de actividad.


Se trata en total de unos 700 mil turistas anuales que realizan observaciones de aves con equipo, y visitan los parques nacionales, adicionales a los tours para ver ballenas y delfines, y cuyo gasto medio es de $1.370.

El ecoturismo es importante para las zonas del país donde se realiza la observación de fauna, como avistamiento de aves, delfines y ballenas, además de los turistas que realizan visitas a parques nacionales y refugios de vida silvestre. {l1}_ecoturismo_busca_seducir_al_publico_nacional{/l1}
Por ejemplo, en Osa los ingresos generados durante esta temporada de observación de cetáceos representa el 80% de la actividad económica de la zona.
En el lugar se dinamiza la oferta de hoteles, restaurantes, venta de mercancías, parqueos y tours operadores.
“El 95% de la población de Osa trabaja en alguna actividad relacionada con el turismo. Las ballenas han aportado gran ayuda económica al atraer turistas a la Zona Sur”, dijo Ulises Ramírez, representante de la Asociación de Operadores de Turismo en el Parque Nacional Marino Ballena.
Para dinamizar el turismo ecológico y facilitar el avistamiento de ballenas y delfines se construirá en 2017 un atracadero de lanchas y botes en el Parque Marino Ballena.
Las embarcaciones dedicadas a los tours estarían en el atracadero, y contarán con los permisos respectivos, equipos de seguridad y seguros de vida para el tour que dura aproximadamente dos horas.
En cuanto el aviturismo, Monteverde, Corcovado, Caño Negro y Sarapiquí son algunos de los lugares que aprovechan la cantidad de turistas que llegan a observar las 900 especies de aves.{l2}turismo_sostenible_es_clave_para_evitar_estancamiento_del_sector{/l2}
Para fomentar esta actividad, se creó en junio anterior la Ruta Nacional de Aves, en la que se empaquetan tours con condiciones apropiadas para los visitantes, reuniendo a hoteles ecológicos, agencias de viajes, guías especializados, accesos adecuados, senderos, infraestructura, servicios turísticos e información sobre las aves del sitio, entre otros.
Costa Rica es el quinto país escogido por visores de aves en el mundo, según el estudio “Importancia relativa de destino para observación de aves”.

El fin de semana pasado se inició la temporada de avistamiento de ballenas y delfines en la Zona Sur del país.
La actividad atraerá a unos 150 mil vacacionistas, en su mayoría provenientes de Estados Unidos, que buscan ver los cetáceos en aguas costarricenses.
Durante esta semana se realiza el Festival Nacional de Ballenas y Delfines, donde los visitantes disfrutarán de actividades especiales en la playa para niños y adultos, apreciación de esculturas de arena, caminatas, venta de artesanías, comidas tradicionales y tours ofrecidos por 23 pequeñas empresas de la comunidad de Bahía Ballena.
Por otro lado, se encuentra activa la Ruta Nacional de Aves en la cual más de 600 mil turistas anuales aprovechan las zonas de Monteverde, Tortuguero, San Gerardo de Dota y el Parque Nacional Carara para ver a las 900 especies de aves nativas y migratorias.
Las dos actividades forman parte de la apuesta del Instituto Costarricense de Turismo para promocionar al país de otra forma, más allá de sus playas, la aventura y resorts de lujo.

¿A qué turista se atrae?
Se trata de una persona cuyo gasto medio es de $1.370 con un promedio de estancia de 12 noches.
“Buscamos atraer a un turista con conciencia ambiental y ecológica que además de ver la fauna nacional, viva el desarrollo del turismo sostenible en todo su esplendor, al mezclar elementos naturales con la riqueza cultural”, dijo Mauricio Ventura, ministro de Turismo.
Un 30% de los que visitaron Costa Rica el año anterior, realizó observación de aves con equipo, así como tours para ver ballenas y delfines.
Algunos de los turistas son ornitólogos especializados o biólogos marinos, miembros de organizaciones mundiales que podrían atraer a nuevos profesionales al país.

Colaboró 

Nicole Chaves
[email protected]

 


PERFIL DE TURISTA ECOLÓGICO


Los extranjeros que vienen a Costa Rica, además de visitar las playas y montañas del país, realizan desde avistamiento de aves y ballenas como caminata por senderos y parques nacionales.

 

Total

700 mil turistas

País de procedencia

Estados Unidos,
Canadá,
Alemania,
España

Gasto medio

$1.370

Estancia media

12 noches

Actividades

  • Observación de flora y fauna
  • Caminatas por senderos
  • Observación de aves con equipos
  • Observación de delfines y ballenas

POTENCIAL DE ATRAER MÁS TURISTAS


Tanto el avistamiento de ballenas y delfines como el “aviturismo” tienen potencial para crecer aún más en el país.

Rodolfo Lizano

Director de Planeamiento y Desarrollo
ICT

Nuestro país se posiciona como uno de los destinos favoritos para la observación de aves, ya que posee una avifauna extremadamente rica y relativamente bien estudiada. Se estima que son más de 900 especies con unas 220 migratorias, principalmente de Norteamérica.

Mauricio Ventura

Ministro
Turismo

El 95% de los pobladores de la zona de Osa trabaja en turismo. Es muy importante destacar que un turismo sostenible ayuda al desarrollo socioeconómico de la región, así como a proteger el hábitat de la zona.
En cuanto el ecoturismo en general es un trabajo comunal entre pobladores, pymes e instituciones que buscan generar ingresos.

Ulises Ramírez

Asociación de Operadores del
Parque Nacional Marino Ballena

Las ballenas han aportado gran ayuda al traer turistas a la Zona Sur, pero no podemos depender solo de ellas, por lo que también queremos fomentar la visita a otros lugares en Osa.
Por estos lados están las cataratas de Nauyaca, esferas de piedra y el Parque Nacional Corcovado, entre otros. Por lo que los turistas tienen una amplia variedad de actividades por hacer.

Alberto Cole

Alcalde
Osa

Las ballenas no solo han ayudado a Osa, sino que también han contribuido al desarrollo económico de Ciudad Cortés, Palmar y Drake al traer gran cantidad de turistas. Es necesario sacarle provecho a la riqueza nacional sin ponerla en peligro. Para el muelle del próximo año se hicieron los estudios pertinentes para no interferir con la estadía de las ballenas, es más que todo para brindar mayor seguridad a los turistas y a los tour operadores.
 

 


Ver comentarios