Logo La República

Sábado, 22 de enero de 2022



NACIONALES


Producción cerrará el año en 4,5%

Economía crecerá a cifras prepandemia en 2022, pero desempleo y pobreza retrocederán a paso lento

Recuperación será lenta e impulsada por sectores vinculados a la demanda externa

Redacción La República redaccion@larepublica.net | Viernes 14 enero, 2022

Melvin Garita, gerente general de BN Valores.
“Los riesgos al crecimiento económico son la reforma al empleo público y los atrasos en los demás proyectos del Fondo Monetario Internacional (FMI) y el cambio de administración”, aseguró Melvin Garita, gerente general de BN Valores. Archivo/LA REPÚBLICA.


El desempleo y la pobreza no retrocederían este año, pese a que la economía costarricense crecería a cifras similares a la prepandemia, según varios analistas consultados por LA REPÚBLICA.

El crecimiento económico proyectado se estima en 4,5%, impulsado por varios sectores ligados a la demanda externa como el turismo -hoteles y restaurantes – y la manufactura de las zonas francas.

El resto de las actividades comenzarán a repuntar, pero a penas alcanzarán los niveles observados antes de la pandemia, cuando de por sí la economía ya era frágil.

Lea más: Desempleo costarricense es el más crítico en el ámbito de la OCDE

Esto implicaría que el desempleo se proyecte a más de 10% para final de año y que la pobreza siga afectando a más del 20% de la población.

Los pronósticos dependerían claro está de la pandemia, las medidas restrictivas y por supuesto nuevas variantes de la Covid-19, entre otros factores, así como el tipo de cambio del dólar, la crisis de contenedores y el avance de la agenda en torno al Fondo Monetario Internacional (FMI), entre otros factores.

Lea más: En un mes, 9 mil personas más se reportan como desempleadas

El Banco Central varió su proyección de 3,7% a 4,5% para este año y explicó que esto se debe a que la actividad económica continúa fortaleciéndose luego de la caída que se registró en el 2020.

“Pese a que los indicadores mejoraron, las empresas están siendo cautas en cuanto a la contratación y ajustaron su actividad a formas de producción menos intensivas.

También, algunas de las actividades como turismo, comercio, la construcción y las actividades de entretenimiento están más dinámicas pero todavía no reportan cifras prepandemia”, destacó Rodrigo Cubero, presidente del Banco Central.

El desempleo afecta en estos momentos a 350 mil personas, lo que representa casi el doble de los números que se registraban en febrero del 2020 y es poco probable que haya una disminución significativa este año.

“Esperamos una recuperación económica que arranca en el 2022 y se extiende al 2023, debido a una mejora en el sector turismo y el buen momento que viven las exportaciones de alta tecnología médica y

digital. Esto ayudará a reducir un poco el desempleo y la pobreza, pero el mayor reto del país es combatir la brecha de desigualdad que se ensanchó con la crisis sanitaria”, aseguró Vidal Villalobos Rojas, asesor Económico del Grupo Prival.

Las cifras de desempleo se mantendrán altas entre un 10% y 12% al finalizar el año, según las proyecciones del Grupo Financiero Acobo, con un crecimiento económico entre el 4% y 4,5% y una devaluación anual de un rango de 3,5 y 4,5%.

“Mucho dependerá del crecimiento de la economía internacional, el nivel de inflación si es controlado para evitar aumentos súbitos en las tasas de interés, la mejora en la confianza del consumidor, la estabilidad política y que el déficit fiscal se mantenga estable”, destacó Luis Diego Herrera, analista Económico del Grupo Financiero Acobo.

Las proyecciones de crecimiento enfrentarán una serie de riesgos tanto internos como externos.

La reforma al empleo público y los atrasos en los demás proyectos del Fondo Monetario Internacional (FMI), el cambio de administración y la incertidumbre en relación al cumplimiento de la regla fiscal son algunos de los cambios que podrían afectar la economía interna, aseguró Melvin Garita, gerente general de BN Valores.

Así como las proyecciones de evolución de la pandemia y las presiones sobre la inflación mundial, producto del alza en las materias primas y los costos de los fletes marítimos.

De persistir esas presiones inflacionarias algunos países empezarían a subir las tasas de interés internacionales y eso afectaría la colocación de la deuda interna, cuyo número de vencimientos son muchos para este año.

“El riesgo en las tasas de interés aunado con los recientes aumentos en la inflación hacen que los analistas financieros recomienden tomar posición en instrumentos de tasa fija pero de corto plazo y ya para los inversionistas de mayor plazo hay oportunidades en dólares que se pueden ajustar a su rentabilidad”, explicó Vidal.



Proyecciones


La estimación del crecimiento en la producción evidencia una recuperación con respecto al 2020 y llegaría a 4,5% (cifras en porcentaje según BN Valores).

Actividades

Actividad Crecimiento
Hoteles y Restaurantes 20,8
Transporte 6,4
Manufactura 6,4
Servicios empresariales 5,3
Construcción 4,3
Comercio 4,2
Agricultura 2,4




NOTAS RELACIONADAS






© 2022 Republica Media Group todos los derechos reservados.