Djokovic, el muro a derribar
Novak Djokovic ya demostró en Doha que quiere otro año de dominio total. Karim Jaafar-AFP/La República
Enviar

Novak Djokovic ya está en Australia, donde es el gran favorito para sumar su sexta corona en el Melbourne Park.
Los años 2008, 2011, 2012, 2013 y 2015 vieron cómo el serbio levantó el trofeo el último día del torneo.
En 2015 Djokovic arrasó y todo apunta a que este año será otra demostración de su poderío, iniciando en Australia la próxima semana.
Su dominio es tal que todos sus rivales señalan hacia el serbio cuando se habla de candidatos al título.
"Lo que está haciendo no tiene palabras. Así que toca mirar sus partidos para buscar y buscar alguna debilidad que se pueda capitalizar”, afirmó Andy Murray.
“O baja de nivel Djokovic o así es imposible con él”, confirmó Rafael Nadal, quien fue aplastado por el serbio en la final de Doha.
“Djokovic será muy duro de batir, y siendo honesto, es el gran favorito para el Abierto de Australia”, dijo Roger Federer.
Así todos apuntan hacia Nole, intratable. El serbio mientras tanto mantiene su nivel del año pasado.
“Si podés canalizarlo de modo correcto, el miedo se convierte en fuerza”, aseguró Nole, quien ganó 11 títulos el año pasado y se embolsó $21,5 millones.
Australia es su primer gran desafío de la temporada, donde sin duda es el rival a batir.

201601122110220.recuadro.jpg

Ver comentarios