Logo La República

Sábado, 23 de marzo de 2019



NACIONALES


Diputados dispuestos a irse de vacaciones

Redacción La República [email protected] | Jueves 24 junio, 2010



Existe acuerdo de jefes de fracción para tomar una semana de receso en julio
Diputados dispuestos a irse de vacaciones
Agenda de préstamos para infraestructura, seguridad, prohibición de la minería a cielo abierto y otras iniciativas quedaría congelada

No tienen ni dos meses en el cargo y los diputados ya quieren irse de vacaciones una semana, a pesar de que está pendiente de trámite una larga agenda de proyectos de vital importancia para el país.
Después de intentar durante casi un mes aumentarse el salario a ¢4,3 millones sin resultados positivos, ahora los legisladores planean un receso, en julio, para disfrutar de las vacaciones de medio periodo de escuelas y colegios junto a sus familias.
Mientras tanto, el crédito de $375 millones para el desarrollo de infraestructura, el proyecto para tipificar los delitos informáticos, la reforma al Código de Minería y el préstamo con la Corporación Andina de Fomento por $52 millones, quedarían congelados.
La aprobación pronta de este último crédito es vital dado que vence en agosto. De no ratificarse antes, se perdería el financiamiento para construir una nueva vía entre la Zona Norte y el Caribe.
Durante la reunión de jefes de fracción con el Directorio Legislativo que se llevó a cabo el jueves anterior, las ocho fracciones establecieron que la Asamblea cerrará desde el viernes 9 de junio y retornará el 19 de ese mismo mes, que es la última semana de vacaciones de medio periodo del sistema educativo, que se inician desde el 5 de julio.
“Es cierto que el tema puede ser impopular; pero para ser objetivo es importante tener en cuenta que en lo que llevamos de trabajo, hemos aprobado la Ley de Marinas, el préstamo por $500 millones con el Banco Mundial, la normativa relacionada con el solidarismo y la ley de desechos, iniciativas muy importantes para el país. Creo que el descanso se justifica siempre y cuando hayamos cumplido como lo estamos haciendo”, dijo Danilo Cubero, jefe de fracción del Movimiento Libertario.
Para que la decisión quede en firme, los diputados deben aprobar antes, con al menos 38 votos, el receso legislativo; sin embargo, la iniciativa no tendría problemas para ser aprobada en primera instancia, ya que cuenta con el respaldo de todas las fracciones en el Parlamento.
Incluso, los representantes del Partido Acción Ciudadana (PAC) que son muy recelosos en este tipo de temas, estarían dando los votos para que la Asamblea Legislativa suspenda el trabajo en las comisiones y en el Plenario para irse a descansar.
“El código de ética de nuestro partido establece que como máximo gozaremos de 15 días de descanso al año, sin importar cuándo son programados. Lo que sí les garantizamos a los costarricenses, es que no tomaremos ni un día más de lo establecido”, expresó Juan Carlos Mendoza, jefe de fracción del PAC.
Asimismo, algunos legisladores aducen que la jornada laboral de los diputados es muy diferente a un trabajo convencional, por lo que en algunas ocasiones tienen que sesionar a altas horas de la noche, manifestó José María Villalta, del Frente Amplio.
Mientras tanto, otros diputados manifestaron que la decisión de tomar un receso no pasa por su propio interés, sino por el de terceros.
“Yo lo veo más como vacaciones para el personal de la Asamblea Legislativa, pues ellos sí tienen mucho más de estar trabajando. En lo personal, apoyaré las vacaciones, a pesar de que no me siento cansado y tengo toda la energía para laborar”, concluyó Víctor Emilio Granados, del Partido Accesibilidad Sin Exclusión.
En ese mismo sentido, se manifestó Walter Céspedes, jefe de fracción del Partido Unidad Social Cristiana, quien aseguró que no está de acuerdo en irse de vacaciones porque no es prudente.
“En lo personal, no creo que sea buen momento para irse a descansar, pero los compañeros en la bancada expresan lo contrario, ya que quieren disfrutar de algunos días feriados con su familia. No sé por qué lo tenían tan calladito, no hay que tener miedo de hablar”, manifestó Céspedes.

Esteban Arrieta
[email protected]