Enviar
Desgano y derrota
Una apática Costa Rica fue superada, sin mucho problema, por Panamá

Con un aporte raquítico de los “legionarios” ticos y principalmente de figuras que en teoría deberían viajar para aportar y marcar diferencia y no solo para calentar, Costa Rica cayó la noche del viernes 0 a 2, ante un Panamá que desde ya asusta de cara a las eliminatorias mundialistas.
A los canaleros les valieron tres minutos, entre el 24’ y el 27’, para dejar en paños menores a una parte baja tica que por los extremos dejó espacios que pagó con goles.
Panamá no dominaba con asfixia, sino que simplemente tocaba mejor y de forma más acertada el balón, mientras que los ticos brillaban por su imprecisión.
No era que los canaleros creaban muchas opciones de peligro, pero asustaban cabeceando con libertad en el corazón del área tricolor.
Fue al 24’ cuando los canaleros infiltran una pelota dentro del área, Jhonny Ruiz enfrenta solo a Keilor y es derribado; penal, cobro perfecto de Gabriel Gómez y 1-0; y no acababan los lamentos ticos cuando Ruiz se descuelga por la derecha coloca el balón hacia atrás y Blas Pérez, con toque de maestro (como se le debe pegar a un balón, ticos), lo vence con la segunda anotación local. Brillaba un Ruiz, pero no era el tico.
Costa Rica no pudo hacer más en la primera parte y en la complementaria ingresó con los mismos hombres y, por lógica, los resultados no llegaron.
Las variantes de Pinto se dieron después del primer cuarto del complemento y los ticos tuvieron entonces más dinámica, pero siempre ayunos de acción en el marco rival.
Así las cosas, los panameños llevaban el balón, lo cuidaban pasándolo de pie a pie con Baloy, Pérez, Hooper y Ruiz, mientras en Costa Rica predominaban los servicios obligados, esos que ponen en desventaja al receptor por la incompetencia de quienes deberían trazarlos correctamente.
Se puede decir que la complementaria fue más tica, pero esta Costa Rica que jugó en el Rommel, estuvo siempre muy lejana del gol, y los partidos, señor Pinto, se ganan con goles.

Luis Rojas
[email protected]

Ver comentarios