Logo La República

Viernes, 16 de noviembre de 2018



BLOOMBERG


Crecimiento de deuda china genera auge de bonos con activos

Bloomberg | Miércoles 04 marzo, 2015

Las autoridades empezaron a autorizar las ventas de esos valores en 2005. Hasta 2008 se vendieron solo 89.300 millones de yuanes, según datos de Bloomberg.


Crecimiento de deuda china genera auge de bonos con activos

Los bancos agrupan préstamos en valores a los efectos de dejar lugar para más crédito en su balance en un contexto de declinación del auge inmobiliario y vacilante crecimiento económico. No se trata de Estados Unidos en 2007, sino de China en 2015.
Luego de prohibir los bonos con garantía de activos en 2009 porque habían contribuido a desencadenar la crisis financiera global, las autoridades de la segunda mayor economía del mundo empezaron a permitir su venta en 2012.
La emisión ha crecido desde entonces y el año pasado llegó a $45 mil millones, casi 15 veces las ofertas de 2013, según datos que recopiló Bloomberg.
Las ventas ya han aumentado 147% este año respecto de igual período de 2014.
El auge alarma a las compañías calificadoras conforme los préstamos de mal desempeño llegan al nivel más alto en cuatro años y la deuda pública de China asciende a más de 250% de su producto interno bruto, más del doble del ratio en el caso de los Estados Unidos y Alemania.
El crecimiento de las ganancias de los bancos chinos se desacelera y a la economía del país, que el año pasado se expandió al ritmo más débil desde 1990, le cuesta recuperar fuerza.
“En China no ha habido una verdadera crisis económica en las últimas décadas pero, de estallar una, el desempeño de los activos que respaldan esos valores podría deteriorarse mucho”, dijo Jerome Cheng, un analista de Moody’s Investors Service en Hong Kong.
El mercado de valores de China se ha reanimado conforme Li Keqiang, primer ministro, busca desplazar el financiamiento a los canales oficiales y alejarlo del préstamo extracontable.
Los organismos reguladores sostienen que los bonos con garantía de activos, que por lo general cuentan con respaldo del tipo de préstamos de grado de inversión, son una vía más transparente de que los bancos hagan lugar en su balance para prestar a otras compañías que necesitan efectivo.
Los bancos tienen que registrar los acuerdos ante los organismos reguladores y deben comprar el 5% de los pagarés.
Las autoridades empezaron a autorizar las ventas de esos valores en 2005. Hasta 2008 se vendieron sólo 89.300 millones de yuanes, según datos de Bloomberg.
Los organismos reguladores pusieron fin a las ofertas en 2009 como medida precautoria luego de observar el derrumbe que tenía lugar en América del Norte tras el mal desempeño de los préstamos hipotecarios subprime.
El primer valor con garantía de activos negociable en la bolsa de Shanghái se aprobó en junio del año pasado, y en julio se autorizaron los primeros pagarés con garantía hipotecaria desde 2007.
“El mercado de ese tipo de valores de China (ya) no es sólo un mercado local”, dijo Kyson Ho, jefe de finanzas estructuradas para Asia Pacífico de HSBC Holdings Plc.
“Se ha convertido en un mercado global, con más emisores e inversores internacionales”.

Bloomberg